22/05/2013

Argentina

Caceroleros se reunieron con fondos buitres "sin saberlo"

Yamil Santoro, Maximiliano Mai y Luciano Bugallo, tres de los más reconocidos agitadores de las marchas opositoras, reconocieron una reunión en Brasil con la organización. Su argumento. Mirá el video.

Ampliar (1 fotos)
72 horas después de último cacerolazo opositor, el 22 de abril, tres de los más mediáticos agitadores de las marchas antikirchneristas, Yamil Santoro, Maximiliano Mai y Luciano Bugallo, viajaron a San Pablo para reunirse con representantes de una organización que responde a los fondos buitre, aquellos que no entraron en los canjes de la deuda y le realizan juicios a la Argentina. 
 
El dato se conoció en los últimos días, aunque ahora los protagonistas argentinos, pese a confirmar el hecho, aducen que "no sabían" quienes eran. 
 
"Era una reunión más, nosotros tenemos reuniones todo el tiempo. Aparece un yanki contrario a mi pensamiento y habla de ofrecernos apoyo para el movimiento cacerolero. Apoyo desde lo mediático”. "Cuando volvimos surgió el rumor de que eran fondos buitre, ahí me bajo. La invitación vino a través de Yamil Santoro (que milita en el partido de Patricia Bullrich) que es quien se puso en contacto con ellos”. 
 
Según publicó el diario Tiempo Argentino, los pasajes con que viajaron los caceroleros fueron pagados por la American Task Force Argentina (ATFA), una ONG neoliberal dedicada a operar en favor de los especuladores que litigan contra el país. 
 
Por su parte Yamil Santoro sostuvo: "Tenía entendido que ATFA representa a los tenedores minoritarios (no a los holdings) de bonos y también canaliza esfuerzos de ONG internacionales vinculadas a Derechos Humanos y valores democráticos". 
 
En su propia página de Internet ATFA explica que entre sus miembros aparecen Elliott Associates, propiedad del magnate Paul Singer, uno de los demandantes contra la Argentina en los tribunales Nueva York, en la causa del juez estadounidense Thomas Griessa. 
 
"Ellos me contactaron a mí y yo coordiné el encuentro", publicó Santoro en su cuenta de la red social Twitter, donde recibió la invitación, por mensaje directo. "Si sabía que la idea era convocarnos para ofrecer financiamiento hubiera dicho que no. El tema es que no sólo se habló de eso".


Recomienda esta nota: