18/11/2015

Argentina

Un fuerte tornado acompañado por piedras y lluvia arrasó en Córdoba

Hubo terribles daños en viviendas y evacuaciones en la localidad de Tránsito. “De repente se puso todo oscuro, parecía que el mundo se venía abajo”, dijeron las autoridades.

Un fuerte temporal de viento, lluvia y granizo provocó inundaciones, daños en viviendas y evacuaciones en la localidad de Tránsito, en Córdoba.

Al referirse al fenómeno ocurrido en las últimas horas del martes, la secretaria de Gobierno de la Municipalidad de Tránsito, Noelia Giménez, precisó: “Todo fue muy rápido. No duró más de media hora. De repente se puso todo oscuro, parecía que el mundo se venía abajo. Era un tornado acompañado por piedras y lluvia”.

“Nos asustamos mucho”, manifestó la funcionaria del municipio de esa localidad de alrededor de 5.000 habitantes que está ubicada en el departamento San Justo, distante a unos 95 kilómetros de la capital de Córdoba.

Giménez sostuvo que por el temporal "una mujer sufrió lesiones menores" y que "media docena de familias debieron ser evacuadas por la intensa lluvia que anegó sus viviendas". Afirmó además que en la zona rural "varios caballos murieron al caer a unos canales luego de escaparse asustados de los corrales donde se encontraban encerrados".

Esta mañana, en tanto, "se continúa con la tarea de relevamiento de los daños, que hasta el momento, se ha cuantificado en una decena de viviendas con daños varios como voladura de techos y derrumbe de paredes". "La iglesia de Villa del Tránsito también debió ser inhabilitada preventivamente por la caída del techo", indicó Giménez.

El fuerte temporal también dejó árboles caídos y postes de cableados de servicios destruidos, por lo que "hoy se trata de recuperar para restablecer la electricidad pública y domiciliaria que se encuentra interrumpida desde ayer en gran parte de la población".

La funcionaria manifestó que también hubo “daños significativos” en la zona rural y de cultivos, con destrucción de silos bolsas, teniendo en cuenta que se está en época de cosecha.

Hoy el clima está como si nada hubiese pasado, pero la vivencia fue terrible y los daños cuantiosos”, concluyó.




Recomienda esta nota: