14/09/2016

Argentina

Seis funcionarios del ministerio de Energía tienen títulos en empresas del sector

Aranguren vendió sus acciones en Shell por la presión de todo el arco político, pero resulta que no era el único en esa cartera que estaba violando la Ley de Ética Pública.
Seis funcionarios del ministerio de Energía tienen títulos en empresas del sector | El Diario 24 Ampliar (1 fotos)

Aranguren vendió sus acciones en Shell, pero sus colaboradores también tienen títulos en las empresas que deben controlar.

Se descubrió que seis funcionarios del Ministerio de Energía también tiene títulos en empresas del sector que deben controlar. Finalmente, y después de la presión de todo el arco opositor y las denuncias en su contra por violar la Ley de Ética Pública, Juan José Aranguren se vio "obligado" a vender sus acciones en Shell, pero parece que el del ministro no era un caso aislado.


Resulta que al menos 6 de sus 17 colaboradores jerárquicos más cercanos también tienen títulos o acciones privadas de empresas a las que, supuestamente, tienen que controlar.


Los datos surgieron de un relevamiento y una investigación que hizo el sitio ambito.com de las Declaraciones Juradas presentadas por los máximos funcionarios que rodean al ex CEO de la petrolera anglo-holandesa en el Ministerio de Energía.


Aranguren fue virtualmente obligado a desprenderse de los $16 millones que poseía en Royal Dutch Shell PLC. para evitar "incompatibilidad" de función pública. Si bien no se le ordenó hacerlo, la Oficina Anticorrupción que lidera la dirigente PRO Laura Alonso le "recomendó" al ministro vender su paquete accionario.


De todos modos, las dificultades por el asunto no acabaron para el funcionario macrista más cuestionado, ya que el juez federal Luis Rodríguez y el fiscal Carlos Stornelli avanzan en la causa que podría concluir con la nulidad de todas las resoluciones y actuaciones realizadas por el jefe de la cartera desde que asumió.


Pero el nuevo problema para el Gobierno de Mauricio Macri es otro: los subalternos del equipo energético de Aranguren son casi un Gabinete de accionistas, dado que no menos de 6 también poseen acciones en empresas nacionales o extranjeras vinculadas a la actividad energética. ¿Quiénes son?


El secretario de Energía Eléctrica, Alejandro Valerio Sruoga, tiene $11.880 en accions en la empresa S y A Consultoría SRL, desde mayo de 2000. Se trata de una consultora que tiene entre sus clientes a empresas energéticas como Electro Andina. Sruoga ya ocupó un cargo en el gobierno en 2001.


El subsecretario de Exploración y Producción, Marcos Porteau, informó papeles de la petrolera francesa Total por $ 241.863,96. Los más antiguos ingresaron a su patrimonio en 2005, pero los últimos datan de 2014. En esa compañía se desempeñó como jefe de estrategias para el Cono Sur, luego se convirtió en Trader y llegó al cargo de Negociador Senior.


El secretario de Energías Renovables, Sebastián Kind, posee acciones por $388.815,43 en dos empresas del sector que debe promocionar y controlar: Partic Aires Renewables S.A. y la uruguaya Participac Byknar S.A.. Fuentes del sector afirmaron que Kind tenía todo listo para participar en la subasta de energía renovable que lanzó el Gobierno semanas atrás. Esa licitación recibió 123 ofertas por un total de 6.366 MW, seis veces más de los 1.000 MW licitados originalmente.


La subsecretaria de Ahorro y Eficiencia Energática, Andrea Heins, declaró $96.547,46 en acciones de Energy Performance, que se dedica a brindar "soluciones integrales que permitan a nuestros clientes optimizar los beneficios derivados de la eficiencia energética, ya sea a través de asesoramiento especializado, estudios, diagnósticos o capacitación".


El subsecretario de Energía Hidroeléctrica, Jorge Marcolini, tiene sólo $6.392 invertidos en acciones de Central Puerto S.A., que opera centrales termoeléctricas en las ciudades de Buenos Aires, La Plata, Rosario, Mendoza y la neuquina Piedra del Águila. Pero además declaró $657.017,53 en acciones de IATASA, una constructora de megaemprendimientos industriales, como las represas. También es accionista con $38.918,74 de TM Servicios Profesionales S.A., dedicada a proyectos de arquitectura e ingeniería y servicios conexos de asesoramiento técnico. Finalmente, es miembro fundador con $90.000 de la sociedad Añelo 30 2015, una inmobiliaria, desarrolladora y constructora con un nombre referido al pueblo sobre el que se monta el gigantesco yacimiento de shale gas Vaca Muerta.


El subsecretario de Infraestructura Energética, Alberto Ricardo Brusco, posee más de $93.474 en títulos privados de Endesa Costanera, Ferrum, Metrogas, Pampa Energía, Transener y Consultatio.


Y no es que el resto de los lugartenientes de Aranguren no tienen paquetes accionarios en firmas del sector. Las DDJJ de Santiago Dondo, subsecretario de Política Minera, y de Pablo Popik, subsecretario de Refinación y Comercialización, al menos, no aparecen en la página de la OA. Dondo tiene su propia consultora y estudio de abogados, desde donde asesoran a diversas compañías energéticas. Popik trabajó en YPF, ExxonMobil/Esso y AxionEnergy.


Si se contasen los organismos descentralizados como Yaciretá, Enargas, Enre, Segemar y la Comisión Nacional de Energía Atómica, la lista de funcionarios macristas de áreas vinculadas con la energía que tienen papeles en compañías a las que deben controlar se engrosaría considerablemente.



Recomienda esta nota: