24/01/2017

Argentina

La fábrica de Banghó quebró y los obreros toman el edificio en contra de los despidos

El gremio y la empresa responsabilizan al gobierno de la crisis del sector por la eliminación del arancel para la importación de productos informáticos.

Los trabajadores de Banghó tomaron este martes la planta de esa empresa, que está ubicada en Vicente López, luego de que se anunciaran cientos de despidos por parte de la patronal. El edificio fue tomado con el apoyo de dirigentes de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) y con la presencia de trabajadores de otras fábricas recuperadas.


El conflicto comenzó el pasado viernes 20 cuando, en medio de las vacaciones de la mayoría de los trabajadores, la patronal envió telegramas de despido a 260 empleados y trasladó las máquinas de ensamblaje al establecimiento que tiene en Parque Patricios.


Según informó Prensa Obrera, la empresa quiere interrumpir el ensamblado de computadoras y notebooks para el mercado local y dedicarse a la importación. Y seguir produciendo las notebook del plan Conectar para el Ministerio de Educación -un negocio cautivo- en su planta de Patricios, manteniendo allí el taller de reparaciones.


Ante este panorama, la UOM responsabiliza de la crisis que sufre el sector al gobierno de Mauricio Macri, por haber quitado el arancel a las importaciones de productos informáticos a fines del año pasado. 


“Como consecuencia de la eliminación del arancel del 35% para la importación de productos informáticos, PC Arts Argentina se vio obligada a cerrar una de sus principales plantes de fabricación, ubicada en Vicente López y a la desvinculación de 205 trabajadores”, anunció la empresa.


El secretario de Prensa de la UOM, Emiliano Gallo, aseguró que hay 183 obreros despedidos pertenecientes a la UOM, aduciendo el artículo 247, es decir, que cobrarían la mitad de la indemnización.


Además, afirmaron que hay 40 empleados del área de comercio y unos 20 fuera de convenio. “En este momento, ante la negativa de la empresa a dialogar, le tomamos la planta y estamos con todos los trabajadores y los delegados de la planta dentro de la empresa Banghó”, señaló Gallo.






Recomienda esta nota: