25/01/2017

Argentina

Frigerio presentó una herramienta para restringir el ingreso de inmigrantes

El Sistema de Información Anticipada de Pasajeros apuesta a restringir el ingreso al país de extranjeros con antecedentes penales y acelerar la salida de aquellos que sean condenados por delinquir.

El ministro de Interior, Rogelio Frigerio, presentó este miércoles el sistema de Información Anticipada de Pasajeros (API), una de las herramientas con las que el gobierno de Mauricio Macri busca restringir el ingreso al país de extranjeros con antecedentes penales y acelerar la salida de aquellos que sean condenados por delinquir.


"Este es un país que se ha forjado en base a la inmigración. Lo que tenemos es que complementarlo para detectar a quienes tienen antecedentes delictivos o procesos penales que ya fueron echados de otros países", sostuvo el ministro del Interior, Obras y Servicios Públicos desde los jardines del edificio de Migraciones. Acompañó a Frigerio en la rueda de prensa el director nacional de Migraciones, Horacio José García.


Sobre el nuevo sistema API, Frigerio explicó que se establecieron "convenios con las aerolíneas y las agencias marítimas (cruceros) para evitar que aquellos que tienen antecedentes ingresen al país y se pone en marcha a partir de mañana (este jueves)".


Frigerio aclaró que hay unos doce millones de pasajeros por año y que en el 2016 se registraron 60.000 vuelos, a lo que hay que sumar los 900.000 pasajeros que llegan en los cruceros.


Por ahora, este tipo de controles no contempla el tráfico terrestre. "La posibilidad de generar un API Terrestre es algo que en estos momentos tenemos en estudio", informó García.


"Esta base de datos junto con la I 24-7 (Información las 24 horas los siete días de la semana) nos permiten compartir información con la base on line de interpol y así obtener los perfiles de riesgo de cada pasajero. Saber, por ejemplo, si están vinculados a la trata, el tráfico, contrabando o narcotráfico", puntualizó el director de Migraciones.

  

Al ser consultado sobre las críticas a estas herramientas que llegaron desde la oposición y algunos países vecinos, como el caso de cónsul de Bolivia, por considerarlas "xénofobas" Frigerio fue terminante: "este es un país abierto a la inmigración de los hombres de bien, pero para los delincuentes no" y propuso a quienes critican que esperen a que esté "publicado el Decreto", para que puedan saber de qué se trata, ya que tildó de "poco serio" opinar sobre algo que "todavía no está".



Recomienda esta nota: