11/01/2018

Argentina

Nahir Galarza: quiere colchón nuevo y activó su Instagram

La joven no se siente cómoda en su nueva habitación: pidió un ventilador que le fue otorgado. También un colchón un personal trainer y la comida que hace su mamá, le rechazaron todo.
Ampliar (1 fotos)

La jóven pretende un par de comodidades que el sistema penitenciario argentino no está listo para dar.

El 29 de diciembre a las 5 de la madrugada el novio de Galarza fue encontrado muerto en la ciudad entrerriana de Gualeguaychú. Estaba tirado en la calle con dos balazos en la espalda y en el pecho, junto a su moto y dos cascos al lado.

En un primer momento Nahir Galarza declaró como testigo y dijo que había visto por última vez a su exnovio la noche anterior. Horas más tarde, la chica se presentó ante la Justicia y confesó haberlo matado con el arma reglamentaria de su papá policía.

Galarza seguirá con prisión preventiva por 60 días, de acuerdo a lo que resolvió la Cámara de Apelaciones de Gualeguay al rechazar el pedido de prisión domiciliaria con tobillera presentado por la defensa de la joven. Según el abogado de la familia de Pastorizzo la joven se mostró "imperturbable" durante la audiencia. Por su parte, el letrado de ella insistió: "Para nosotros el móvil fue la violencia de género".

La joven volvió a ser noticia esta semana pues su cuenta de Instagram se reactivó, eliminando las fotos con su ex pareja, y dejando de “seguir” a las personas involucradas con el fallecido. Galaraza claramente no tiene acceso desde la prisión. El ingreso -que dicen, será investigado- se justifica a través de la estrategia de la defensa, que se direcciona a desmentir la relación seria y de larga duración que tenía Galaraza con su novio. La idea con esto es salvarla de la prisión perpetua -35 años- a la que se podría enfrentar en el caso de que el vínculo fuera probado (porque se agrega el agravante de la alevosía al homicidio).


Por otro lado, fueron peritados los teléfonos de la víctima y victimario, comprobándose miles de mensajes en el último año, y llamadas de larga duración en el día del asesinato.



Recomienda esta nota: