26/09/2018

Argentina

Automovilismo

Otro piloto de TC murió en un accidente con su avioneta

Néstor Heguy perdió la vida en un accidente aéreo, a menos de 48 de la muerte del corredor Juan Marcos Angelini en condiciones similares.
Otro piloto de TC murió en un accidente con su avioneta | El Diario 24 Ampliar (1 fotos)

Néstor Heguy fumigaba campos cuando su aeronave sufrió un desperfecto.

En un lapso de 48 horas, dos hombres del automovilismo perdieron la vida en dos accidentes aéreos, primero fue el piloto Juan Marcos Angelini, y ahora Néstor Heguy, quien falleció cuando la avioneta que conducía sufrió un desperfecto mecánico y cayó al suelo. El accidente ocurrió en la localidad de Villalonga, al sudeste de la provincia de Buenos Aires, de la cual era una referencia indiscutible al hablar de automovilismo.

Con 63 años, Heguy dejó su huella arriba de los autos en el TC de la Comarca, categoría de la cual se consagró campeón en dos oportunidades: la primera en el 2000 y la segunda, cinco años más tarde, en el 2005. Además, era habitual verlo en las carreras de la Clase 2 del Turismo Nacional, haciendo fuerza y apoyando a Juan, su hermano, quien también logró gritar campeón.

Retirado ya de las competiciones, Heguy se había dedicado al negocio familiar: la producción agropecuaria, el riego y la fumigación de campos sembrados, mayoritariamente, de soja. Justamente, fue fumigando con su avioneta cuando se produjo el accidente que le costó la vida. Y también le había dedicado horas a su otra pasión: los aviones. Y se metió tan de lleno que había conseguido el carnet de piloto.

Aunque todavía no hay precisiones sobre lo que pasó, se sabe que el accidente ocurrió poco antes de las 10 de la mañana de este martes. Y así lo contó Franco Soli, de la Policía Bonaerense y uno de los primeros en llegar al lugar. “Recibimos un llamado alertándonos que había caído una avioneta y rápidamente nos acercamos con gente del Cuartel de Bomberos local y la ambulancia, a un campo ubicado a la altura del kilómetro 840 de la Ruta Nacional Nº 3. Al llegar, corroboramos que había una avioneta estrellada y había en su interior una persona de sexo masculino fallecida“.

Y agregó: “Rápidamente se dio aviso a las autoridades competentes, al Juzgado Federal de Bahía Blanca y estamos esperando por gente idónea, porque tanto la Justicia ordinaria, como nosotros no intervenimos en este tipo de hechos. Preservamos el lugar del hecho hasta que llegue el personal idóneo y realice las pericias correspondientes“.

Además de conmocionar a todo Villalonga, la muerte de Heguy es un nuevo golpe para el automovilismo argentino tras el deceso de Juan Marcos Angelini. Hasta hace horas, de hecho, la desaparición de Tati seguía siendo uno de los temas más comentados entre los fanáticos de los fierros. (clarin.com)

 



Recomienda esta nota: