15/08/2020

Argentina

SUCEDIÓ EN SANTIAGO

Regaló sus juguetes usados para que otros niños y niñas no se queden sin jugar en su día

Salió a la vereda de su casa, con una mesita llena de juguetes y un cartel que decía: “regalo juguetes usados”.

El tierno gesto de una niña santiagueña se volvió viral en cuestión de horas. Se sabe que las redes sociales son un espacio ideal para compartir historias y algunas de ellas, trascienden por su particularidad. Muchas veces un pedido de solidaridad o un simple gesto de amor retratado en una imagen, valen muchísimo en momentos complicados, como se vive hoy en el país por la situación sanitaria de la pandemia del coronavirus.

La protagonista de esta historia es Martina Cisneros, una niña 8 años, del capitalino barrio Mariano Moreno, quien a partir de una foto compartida en las redes sociales por sus tíos, recibió cientos de comentarios emotivos, por el gesto que tuvo la menor de salir a la vereda de su casa, con una mesita llena de juguetes y un cartel que decía: “regalo juguetes usados”.

Lo de hoy no fue la primera vez, ya que desde hace 2 años que Martina regala sus juguetes a otros niños y niñas del barrio que lo necesiten. “Ella nos dijo que debía hacerlo hoy, para que los niños puedan tener su juguete en el día del niño”, contó su madre, Verónica.

Los tíos de Martina compartieron la foto, un simple gesto que tocó el corazón de muchas personas, a sabiendas de que muchos niños y niñas de Santiago no tendrá mañana un juguete para pasar su día como se lo merecen, debido a la crítica situación económica que atraviesan hoy muchas familias.

“En realidad –cuenta Verónica– ella suele hacer este tipo de cosas, incluso con su ropa, solo que está vez ella le explicó a su hermanito la importancia de regalar sus juguetes que no usan”.

En las redes, ya se habla de “la pequeña solidaria del barrio Mariano Moreno”, un hermoso gesto que seguramente en otros lugares del mundo se replicaron, para que muchos niños y niñas pasen el Día de las Infancias, como un día más, pero con muchos juegos y alegrías.


No suelo compartir nada personal pero me siento tan orgullosa de mi sobri que el corazón no me cabe en el pecho y quiero...

Publicado por Anna Sisnero en Sábado, 15 de agosto de 2020


Recomienda esta nota: