15/09/2022

Argentina

INICIO DE CLASES ANTICIPADO

Gremios docentes vinculan los anuncios de Larreta a su campaña electoral 2023

Las críticas surgieron tras la conferencia de prensa encabezada por el jefe comunal, junto a la ministra de Educación porteña, Soledad Acuña, en la que fue confirmado el cronograma de fechas de inicio y cierre del año escolar para el 27 de febrero y 22 de diciembre.

La decisión del Gobierno porteño de anunciar tempranamente el inicio del ciclo lectivo y cambiar el esquema de las jornadas de capacitación fue cuestionada este miércoles por gremios del sector y por dirigentes de la oposición local que atribuyeron a Horacio Rodríguez Larreta la intención de usar "el hostigamiento a la docencia como eje central de su campaña política" en "una carrera mediática de cara a las elecciones nacionales de 2023".

Las críticas surgieron tras la conferencia de prensa encabezada por el jefe comunal, junto a la ministra de Educación porteña, Soledad Acuña, en la que fue confirmado el cronograma de fechas de inicio y cierre del año escolar para el 27 de febrero y 22 de diciembre, que regirá de igual manera para los niveles inicial, primario y secundario, con la idea de alcanzar un calendario de 192 días de clases.

La legisladora del Frente de Todos y vicepresidenta de la comisión de Educación, María Bielli, consideró que "más allá de los anuncios rimbombantes de una prematura campaña electoral se necesitan más escuelas, fortalecimiento de la infraestructura escolar y acompañamiento de la profesión docente".

"En lo que va del año, el 60% de las escuelas tuvo que suspender las clases al menos un día por problemas de infraestructura. Hay 177 aulas sin docente a cargo en el primario y 1.604 horas por cubrir en el secundario. Y 56 mil familias que continúan esperando una vacante escolar", denunció.

La Unión de Trabajadores de la Educación (UTE-Ctera) emitió un comunicado en el que cuestionó el anuncio de Rodríguez Larreta al advertir que "tal como viene ocurriendo desde que comenzó su carrera electoral, utiliza la educación y el hostigamiento a la docencia como eje central de su campaña política".

"En una carrera mediática de cara a las elecciones nacionales de 2023, y sin acuerdo del Consejo Federal de Educación, adelanta nuevamente el regreso a las escuelas, transformando una medida excepcional adoptada durante la pandemia en una herramienta de disciplinamiento", indicaron.

Por otra parte, señalaron que "esta medida basada en el marketing político" también contiene un "avasallamiento a los derechos conquistados históricamente por lxs trabajadores" al plantear que las jornadas de capacitación sean los sábados "fuera del horario laboral, contrariamente a lo establecido en el Estatuto del Docente, que plantea que estos espacios se realizan en servicio".

Es que en pos de alcanzar la cifra que supera en doce a los 180 días obligatorios a nivel nacional, la medida adoptada por la gestión porteña prevé además que las jornadas de capacitación docente, que se denominan Espacios para la Mejora Institucional (EMI), se trasladen -al menos tres de las cinco anuales- a los sábados y no se hagan entre semana, de lunes a viernes, para evitar la suspensión de clases.

"En educación, cada día cuenta", remarcó el jefe de Gobierno al dar a conocer la decisión en materia escolar desde la sede de la cartera educativa en el barrio 31 de Retiro, donde también ensayó un discurso con una visión electoral al afirmar que "transformar la realidad educativa de hoy es empezar a transformar la Argentina".

Jorge Adaro, secretario adjunto de Ademys, evaluó, en declaraciones a Télam que la decisión "sigue en la línea de campaña electoral permanente del Gobierno, haciendo anuncios que intentan caer bien en sectores más conservadores y más reaccionarios".

"Hacer suponer que iniciando en febrero las clases se van a resolver los problemas educativos es una mentira", afirmó y advirtió que "también, representa, sin duda, una avance en la precarización de las condiciones de trabajo" a partir del intento de "incorporar los sábados como jornada laboral, lo que es inaceptable y lo que generó mucho malestar y bronca hoy en las escuelas".

La diputada del Frente de Todos y educadora Laura Velasco calificó de "atropello a les docentes" la medida del Gobierno porteño para el 2023 y consideró que "la calidad educativa no es solo la cantidad de clases, también es el respeto a les docentes, a sus derechos laborales y su capacitación".

Para Amanda Martín, legisladora del Frente de Izquierda-Partido Obrero y docente, en el Gobierno porteño "están un poco adelantados con la campaña electoral".

"Mejor que informen cuántos jardines van a construir, cuántos libros van a distribuir y cuántas escuelas van arreglar, ya que sub ejecutan el presupuesto en infraestructura escolar", indicó y agregó también que "están atacando derechos laborales adquiridos" dado que "no se puede desconocer la jornada laboral, tal como dice el estatuto docente: la capacitación es en servicio. No fuera de horario y día de trabajo".





Recomienda esta nota: