03/07/2018

Tucumán

Encontraron y cazaron un yacaré de dos metros de largo en el este de Tucumán

Las imágenes sorprendieron en las redes sociales y generaron repudio por el maltrato al animal, que no es autóctono. Lo habrían matado en una laguna de la zona de Santa Bárbara o Los Aguirres.
La aparición de otro yacaré generó sorpresa en Tucumán
Un grupo de jóvenes cazó al animal de más de dos metros en el este de la provincia. Las imágenes se viralizaron y muchos usuarios repudiaron la actitud.
Hace 11 Hs Más visto 95 2803
Surgió un nuevo indicio de la presencia de yacarés en nuestra provincia. En las últimas horas se viralizaron a través de las redes sociales fotografías y videos de un grupo de jóvenes cazando a un caimán, al parecer de más de dos metros, en el este de la provincia.
Al parecer, a este ejemplar lo habrían matado en una laguna de la zona de Santa Bárbara o Los Aguirres, muy cercana a la capital tucumana. Por estas imágenes muchos usuarios repudiaron la actitud de los jóvenes cazadores.
Los cazadores y el animal, ante la mirada de los vecinos
Hace tres años, en 2015, a través del blog de pesca Hay Pique de LAGACETA.com, ya se había alertado de la presencia de esta especie en suelo tucumano. En aquella ocasión, un cazador hizo llegar dos imágenes de un reptil que sacrificó mientras realizaba una excursión en el sur de la provincia.
El hombre, que en ese momento pidió expresamente que su nombre se mantuviera en reserva y que su rostro no se diera a conocer, aseguró que se topó con el animal en la zona conocida como El 40, que está bañado por el río Marapa antes de que desemboque en El Frontal.
En el suelo, y con un perro de testigo, el yacaré muerto
Ese fue el primer documento fotográfico que se consiguió de estos animales en nuestra provincia. Pero al mismo tiempo fue una prueba categórica de que los yacarés están diseminados en distintos sectores y no sólo en uno en particular.
Al no ser una especie autóctona, estos animales se reproducen y se desarrollan rápidamente generando un gravísimo daño en el ecosistema tucumano.
Supuestamente, según la información que pudo tener este diario, una hembra puede poner hasta 40 huevos por temporada; y al no haber depredadores que controlen de manera natural su desarrollo, se multiplicarán mucho más rápido aún.
Años atrás, la Dirección de Recursos Naturales de la provincia había pedido a los tucumanos que informen la presencia de estos animales para comenzar a controlarlos. Sin embargo, nunca se realizaron denuncias y los yacarés se empezaron a multiplicar.
El caimán, antes de ser cazado, en una laguna del este tucumano
¿El comienzo?
Se sospecha que hace siete años un empresario de Bella Vista decidió crear un criadero de yacarés, pero los animales se escaparon y huyeron por los ríos. El hecho nunca fue denunciado. Durante todo este tiempo se reprodujeron sin ningún tipo de problema, ya que los ambientes que ofrece nuestra provincia son ideales.
Sin embargo, los pescadores dijeron que jamás se los pudo capturar.

Un inesperado hallazgo dejó boquiabiertos a los tucumanos este martes: Un grupo de jóvenes cazó un yacaré de más de dos metros en el este de la provincia.

Las imágenes que se viralizaron a través de las redes sociales muestran a un grupo de jóvenes cazando a un caimán, al parecer de más de dos metros, en el este de la provincia.

Al parecer, a este ejemplar lo habrían matado en una laguna de la zona de Santa Bárbara o Los Aguirres, muy cercana a la capital tucumana. Por estas imágenes muchos usuarios repudiaron la actitud de los jóvenes cazadores.

Hace tres años, ya se había alertado de la presencia de esta especie en suelo tucumano. En aquella ocasión, un cazador hizo compartió dos imágenes de un reptil que sacrificó mientras realizaba una excursión en el sur de la provincia.

El hombre, que en ese momento pidió expresamente que su nombre se mantuviera en reserva y que su rostro no se diera a conocer, aseguró que se topó con el animal en la zona conocida como El 40, que está bañado por el río Marapa antes de que desemboque en El Frontal.

Ese fue el primer documento fotográfico que se consiguió de estos animales en nuestra provincia. Pero al mismo tiempo fue una prueba categórica de que los yacarés están diseminados en distintos sectores y no sólo en uno en particular.

Al no ser una especie autóctona, estos animales se reproducen y se desarrollan rápidamente generando un gravísimo daño en el ecosistema tucumano. Supuestamente, una hembra puede poner hasta 40 huevos por temporada; y al no haber depredadores que controlen de manera natural su desarrollo, se multiplicarán mucho más rápido aún.

Años atrás, la Dirección de Recursos Naturales de la provincia había pedido a los tucumanos que informen la presencia de estos animales para comenzar a controlarlos. Sin embargo, nunca se realizaron denuncias y los yacarés se empezaron a multiplicar.

Se sospecha que hace siete años un empresario de Bella Vista decidió crear un criadero de yacarés, pero los animales se escaparon y huyeron por los ríos. El hecho nunca fue denunciado. Durante todo este tiempo se reprodujeron sin ningún tipo de problema, ya que los ambientes que ofrece nuestra provincia son ideales. Sin embargo, los pescadores dijeron que jamás se los pudo capturar.



Recomienda esta nota: