30/05/2011

Culturas

Samsung vs. Apple

La firma surcoreana pidió tener acceso a los próximos modelos del iPhone y iPad para determinar si infringe las patentes de su propiedad. La empresa de Steve Jobs inició el duelo.

En una serie de acusaciones cruzadas por el uso indebido de patentes, Samsung solicitó tener acceso a los futuros modelos del iPhone y la iPad, con el objetivo de dilucidar si Apple emplea alguna tecnología que se encuentra bajo la propiedad de la firma surcoreana. De forma previa, la compañía de Steve Jobs había realizado una denuncia bajo el mismo motivo respecto a la línea de productos Galaxy.

"Samsung está respondiendo activamente a las medidas legales tomadas en nuestra contra para proteger nuestra propiedad intelectual y garantizar nuestra continua innovación y crecimiento en el negocio de las comunicaciones móviles", dijo el comunicado de la firma surcoreana.

Apple había acusado a Samsung de copiar el diseño de su tableta y teléfono inteligente en la línea de productos Galaxy, incluso en sus respectivos envoltorios. "Cuando un teléfono Samsung Galaxy es usado en público, hay escasa duda de que podría ser un producto nuestro en base sólo a su diseño", señalaba la demanda de la compañía estadounidense.
 
La escalada legal entre Apple y Samsung es una más entre las diferentes disputas que tienen las compañías tecnológicas para dirimir su posición en el competitivo mercado de las tabletas y los teléfonos inteligentes.
 
Sin embargo, en este caso, la firma surcoreana es una de las proveedoras de componentes de gran parte de los equipos de Apple, incluso del iPhone y la iPad .
La iPad irrumpió en el mercado en 2010, y generó un segmento que comenzó a rivalizar con las computadoras portátiles. Ante este panorama, compañías como HP y Dell anunciaron su su propia línea de tabletas. Sin embargo, Samsung fue una de las primeras en lanzar la Galaxy Tab, un dispositivo con una pantalla de 7 pulgadas, más pequeño que el modelo de Apple, y basado Android, el sistema operativo para móviles de Google.
 
De forma posterior, Motorola y Research in Motion develaron sus propios equipos, en un incipiente mercado en donde Apple cuenta con un amplio dominio. Tras el lanzamiento de la iPad 2 el pasado marco, la compañía develó que vendió 19 millones de unidades de su dispositivo, y 108 millones de iPhone en todo el mundo.
 
 
 
 



Recomienda esta nota: