29/12/2013

Culturas

La novia de Maradona dijo que “Gianinna es calentona”

Rocío Oliva se mostró molesta luego de que no pudo ver a Diego Maradona en la Nochebuena. LLegó tarde y la hija el 10 no la dejó pasar.

Rocío Oliva y Gianinna Maradona se llevan  bien, o eso es lo que parecía hasta hace unos días. El conflicto se desató la misma Nochebuena, Maradona festejaba junto a sus hijas la Navidad. Al parecer Rocío llegó en un horario más tarde de lo esperado y esto hizo que la hija de Diego no le permitió ingresar a la fiesta.
 
"No fui con mi familia", le aclaró Oliva a Marina Calabró a raíz del episodio en el que se dijo que llegó a las 4 de la madrugada a la casa de Don Diego acompañada por su hermano y su madre. "Diego no sabía que yo estaba porque estaba en otra", explicó la joven a través de un mensaje de texto leído en el programa "Infama" el viernes pasado.
 
"El 31 la pasamos juntos así que problema no me hice, porque sólo pasé a saludar", señaló Oliva sobre su fallida visita a la casa del clan en Villa Devoto, donde el Diez, su padre y su nieto, Benjamín, dormían según lo comentado por Gianinna.
 
"Y con Gianinna todo bien. Es 'maradonita', por eso la entiendo. Así que ya se le va a pasar", convino Oliva, aunque sus palabras sonaron más condecendientes que conciliadoras.
 
"Diego me habló a las 2. Gianinna estaba al lado de él porque ella le marcó, y me dijo: 'Mi amor, vení a lo de mi papá'. Que ya no me hablaba muy claro...", deslizó la rubia sobre el estado del Diez al momento de su conversación.
 
"La dudé pero fui. Pero mi hermanito no estaba, José tampoco. Mi familia no va a donde no la invitan", sentenció Oliva. "Gianinna es calentona, ya se le va a pasar", expresó.


Recomienda esta nota: