16/02/2021

Culturas

REVELACIÓN

Pepe Cibrián contó cómo fue su experiencia de ponerse de novio gracias a Tinder

El exitoso productor no dudó en responder cuando Jey Mammon le preguntó por su experiencia con la aplicación.

Pepe Cibrián rompió con todos los mitos al confirmar que consiguió pareja en Tinder y que ya lleva dos meses de noviazgo.
Invitado a Los Mammones, por América, el exitoso productor no dudó en responder cuando Jey Mammon le preguntó por su experiencia con la aplicación. “Es un señor grande con dos hijas divinas. Un gran compañero. Es una persona ideal. Él tiene 53 años y yo tengo 73, siempre me toca ser mayor”, dijo al confirmar su flamante relación.
¿Cómo fue que llegó a matchear con este hombre? “Empezamos con: ‘Hola, ¿qué tal?, ¿Como te va? ¿A qué te dedicás?’. Le dije: ‘Odio el Tinder para hablar y le dí mi WhatsApp. Después seguimos por teléfono, hasta que llegamos a encontrarnos y conocernos. Y así formamos una pareja maravillosa”, relató Pepe sin ningún prurito.

Pepe Cibrián rompió con todos los mitos al confirmar que consiguió pareja en Tinder y que ya lleva dos meses de noviazgo.

Invitado a Los Mammones, por América, el exitoso productor no dudó en responder cuando Jey Mammon le preguntó por su experiencia con la aplicación. “Es un señor grande con dos hijas divinas. Un gran compañero. Es una persona ideal. Él tiene 53 años y yo tengo 73, siempre me toca ser mayor”, dijo al confirmar su flamante relación.

¿Cómo fue que llegó a matchear con este hombre? “Empezamos con: ‘Hola, ¿qué tal?, ¿Como te va? ¿A qué te dedicás?’. Le dije: ‘Odio el Tinder para hablar y le dí mi WhatsApp. Después seguimos por teléfono, hasta que llegamos a encontrarnos y conocernos. Y así formamos una pareja maravillosa”, relató Pepe sin ningún prurito.

El mes pasado, en un mano a mano con José María Muscari en el ciclo Confesiones de Infobae, el también actor había contado sobre su anterior relación y, paradójicamente, había dicho que Tinder no le había funcionado como método para encontrar una pareja.

“Era veinticinco años menor que yo, un hombre muy luchador, muy ambicioso, muy cálido, muy compañero. Pero hoy está muy difícil. Y eso que entro en Tinder para ver si puedo encontrar alguien en quien apoyarme y que me apoye, pero es todo como de ácido lisérgico, porque te llaman, hablamos una semana maravilloso, y vos decís: “Mirá qué agradable es esta persona”. Y de pronto no te hablan más. Es horrible lo de las redes. Hay gente que se ha casado por las redes, no ha sido mi caso”, había señalado entonces.



Recomienda esta nota: