26/02/2021

Culturas

el dia de

Por qué el 26 de febrero es el Día Mundial del Pistacho

Originario del Asia Menor, es uno de los frutos secos más valorados de la gastronomía.
Por qué el 26 de febrero es el Día Mundial del Pistacho | El Diario 24 Ampliar (1 fotos)

Por qué el 26 de febrero es el Día Mundial del Pistacho

El 26 de febrero es el Día Mundial del Pistacho. Es un alimento con muchas buenas propiedades para la salud. Es también uno de los frutos secos más valorados de la gastronomía pues ayuda a regular el colesterol, mantener una buena presión arterial, controlar el peso y llevar una dieta sana y equilibrada.

Tiene proteínas vegetales, fósforo, magnesio y potasio, y por ello contribuye a reducir la presión arterial y la frecuencia cardíaca en situaciones de estrés. Es una fuente de vitamina B6 que contribuye a reducir el cansancio y la fatiga. También contiene vitaminas K, E y B1.

Es el fruto seco con menos calorías y además tiene efecto saciante, por tanto, está indicado en dietas para bajar peso. Mejora y regula el tránsito intestinal, y está considerado como uno de los alimentos más antioxidantes que existen. Es el mejor fruto seco para la diabetes ya que regula los niveles de glucosa en sangre y mejora la resistencia a la insulina.

El árbol del pistacho es uno de los más antiguos del mundo. Es originario de Asia Menor y Occidental donde los árboles crecían de forma silvestre en las regiones altas del desierto. Hoy es un fruto seco universal e irresistible al paladar.

El nombre del árbol es alfónsigo o pistachero, y es tan antiguo, que es nombrado en pasajes de la Biblia. Un dato característico es que tarda muchos años, para que la semilla germine: unos siete años hasta que el árbol da el fruto.

Otras conmemoraciones del 26 de febrero

En El Salvador es el Día del Profesional en Laboratorio Clínico.

Los católicos recuerdan a los santos Agrícola de Nevers, Alejandro de Alejandría, Andrés de Florencia, Diodoro, Faustiniano de Bolonia, Paula Montal, Porfirio de Gaza, Víctor eremita y los beatos Piedad de la Cruz y Roberto Drucubrory.

Juan Manuel Aragón                   

Leer más notas de Juan Manuel Aragón



Recomienda esta nota: