21/06/2010

Deportes

el mundo hecho pelota

Messi en Rolls Royce con siete cambios

Maradona estuvo obligado a meter los cambios. Suspensión, lesiones y amarillas abren las oportunidades a todo el plantel.

Diego Maradona definió a la selección argentina como un Rolls Royce manejado por Lionel Messi y para el último partido de la gase clasificatoria que se juega este martes contra Grecia, se ve prácticamente obligado a meter siete cambios en el lujoso coche del cual es propietario: Sergio Agüero, Diego Milito, Nicolás Otamendi, Clemente Rodríguez, Juan Sebastián Verón, Mario Bolatti y Nicolás Burdisso serán titulares.

Todos los cambios que hace Maradona tienen una explicación y además cuenta con el plus de tener la clasificación prácticamente asegurada para los octavos de final.

En primer lugar no expone a los que tienen una tarjeta amarilla: Gabriel Heinze y Javier Mascherano. Los reemplazarán Clemente Rodríguez (debutará en el Mundial) y Mario Bolatti (entró en el segundo tiempo ante Corea del Sur). Además, a Heinze y Mascherano el reposo les vendrá bien para recuperar energías por ser dos de los futbolistas con más despliegue.

En la defensa Otamendi irá por Jonás Gutiérrez (acumuló dos amarillas y está suspendido) y Burdisso -de buen rendimiento en el partido anterior- por Walter Samuel, que debió ser reemplazado en el último cotejo por una contractura en la cara posterior del muslo izquierdo.

Maradona mantendrá su sistema con tres volantes en el medio, detrás de Lionel Messi, pero apostará por un cambio de piezas en los andariveles: Maximiliano Rodríguez se moverá por la derecha y Verón (por Angel Di María) jugará a la izquierda de Bolatti. Se supo de los deseos de la "Brujita" de ser titular para superarse de la imagen que entregó en el debut, cuando dejó el campo por una contractura en el gemelo derecho, fueron más fuertes que las intenciones de preservarlo. 

Adelante Agüero y Milito, será la pareja atacante que surge como una de las tantas variantes ofensivas de las que dispone el entrenador de cara al futuro. En este caso se tuvo en cuenta la conexión y entendimiento del Kun con Messi en el segundo tiempo ante los coreanos y las veces que jugaron juntos en los juveniles. En este esquema Milito es el primer delantero y Agüero, el segundo, el que se mueve más entre líneas y trata de llegar por los costados. 

A la Argentina le conviene terminar primera en su grupo porque de esa manera volverá a jugar el domingo que viene, en Johannesburgo (a 58 kilómetros de su concentración en Pretoria). Si se clasifica segunda tendrá un día menos de descanso (actuaría el sábado) y en una sede (Puerto Elizabeth) lejana a su concentración, a 1141 kilómetros.



Recomienda esta nota: