22/09/2013

Deportes

Atlético viaja a Corrientes buscando el gol 1000

El decano visita a Boca Unidos a partir d las 17. Sin el pulga Rodriguez lesionado, Víctor Píriz Alves y Matías Carabajal serán titulares por primera vez.

 No se trata del renacimiento de nadie. Así lo hacen entender a su manera Víctor Píriz Alves y Matías Carabajal cuando la carátula de la noticia se parte en dos y habla de un hombre que estrenará titularidad y de otro que regresa al 11 ideal de Atlético. Como si se tratase de vidas cruzadas, Carabajal encontró más ritmo que Píriz al inicio del torneo pero luego terminó ocupando un lugar entre los relevos y entregándole su camiseta, la cinco, a Julio Mozzo. Después de tres fechas, "Moro" se hizo del cupo del capitán Diego Barrado, y este domingo, cuando el "decano" pise las tierras de Boca Unidos, el jujeño querrá, junto al resto de sus compañeros, hacerse valer. 

 
Lo del delantero, en cambio, fue más chato. Apenas jugó 35 minutos en el certamen, y eso que llegó como una de las principales cartas de Ricardo Rodríguez para sumar poder ofensivo. Salvo Maximiliano Barreiro (1) y "Pulguita" (3), que no viajó por estar lesionado, ni Píriz ni Fabricio Lenci ni Alberto Argañaraz (este será su primer juego entre los 18 convocados) no pudieron festejar conquistas personales. 
 
"Pienso que hay que aprovechar las oportunidades, estar bien, hacer un buen partido y sacar un buen resultado, para darle valor al empate del miércoles", como que redacta el plan a seguir Píriz sin dejarle lugar al pasado negativo. "Siempre querés jugar pero también hay compañeros que pueden estar física, futbolística y mentalmente mejor que vos. Entonces te queda esperar y estar listo para cuando te necesiten", explica el morocho que formará dupla precisamente con Barreiro. Estilo sube y baja, lo que Píriz vivió hasta hace poco ahora le toca a Lenci. 
 
"Será un partido lindo. Esperemos traernos algo de allá", se ilusiona quien llega a Corrientes con el botín derecho cargado. "Uno depende de las situaciones y cuando no las hay se preocupa. Espero ayudar al equipo", se ilusiona el "charrúa" quien fue goleador en el Defensa y Justicia de "RR", hace dos temporadas. "No importan las circunstancias, el delantero siempre espera convertir", asegura el hombre, de voz pausada y mirada con destino al suelo. 
 
Casi frente a él, pero separado por un par de metros, está Carabajal. "Moro" enfrenta a los periodistas y los recibe con un chiste. "Volvieron las notas, eh". Claro, volviste a la titularidad, se le responde. Carabajal se prende en el recuerdo, cuando en el debut ante Gimnasia en Jujuy Atlético rompió el maleficio de 25 años y venció al "lobo". 
 
Ahora pasa algo similar. El "decano" nunca pudo ganarle a Boca. "Lo mismo pasó con Gimnasia, hacía mucho que no se ganaba y se ganó. Creo que tenemos equipo para cortar esa racha. Hay que tratar de seguir haciendo lo que venimos", opina con la sabiduría de quien ve el partido de otra manera, por estar todo el tiempo involucrado en la batalla del mediocampo. Cálido como de costumbre, Matías se siente feliz por el regreso a los 11. Eso sí, jamás preguntó qué pasó antes. "Yo creía que venía haciendo las cosas bien, pero bueno, son decisiones del técnico. No pregunto cuando me sacan y menos cuando me ponen", confía y remata la frase. "Tengo que aprovechar la oportunidad". 
 
Carabajal y Píriz no excusan la falta de victoria en casa culpa de los nervios. Creen que la ansiedad los traiciona. "Cuando se acortan los tiempos y no convertimos nos desesperamos", concluye "Moro" no sin antes transmitirle serenidad al hincha. "Siempre intentamos jugar al fútbol".



Recomienda esta nota: