22/12/2013

Deportes

Peñarol ganó por cuarta vez en su historia el Súper 8 de básquet

El equipo marplatense derrotó por 82-76 a Quimsa de Santiago del Estero y se quedó con el torneo disputado en Mendoza. Video.

Peñarol de Mar del Plata se adjudicó el sábado el cuarto Torneo Súper 8 de su historia al derrotar en la final por 82-76 a Quimsa de Santiago del Estero, en el estadio Municipal Gustavo "Torito" Rodríguez, de San Martín, Mendoza.

 

El elenco dirigido por Fernando Rivero, que venía de eliminar a Libertad de Sunchales y Regatas de Corrientes en las anteriores instancias de este torneo, se mantuvo firme en los pasajes del partido en que su rival le generó complicaciones y al cabo logró repetir las conquistas obtenidas en 2006, 2009 y 2011.

 

Apoyado en su poderoso tridente conformado por Facundo Campazzo, Leonardo Gutiérrez y Martín Leiva, Peñarol construyó una actuación de menor a mayor en tierras mendocinas y se quedó con justicia con el partido decisivo. Campazzo (MVP del torneo) y Leiva, con 15 puntos cada uno, fueron los máximos anotadores del nuevo campeón, mientras que Matías Sandes fue el goleador del encuentro con 17 unidades.

 

Se mantuvo al frente desde el inicio el conjunto marplatense, que en el primer cuarto llegó a sacar una luz de ocho puntos para ponerse 17-9. Sin embargo, Quimsa ajustó la mira con una buena tarea de Jonatan Treise, y con una racha de 9-1 logró emparejar el marcador en 18 puntos y el desarrollo de las acciones en una primera manga que culminó empatada en 20.

 

Otra vez se adelantó Peñarol en el inicio del segundo cuarto (con un parcial de 12-2 quedó 34-25 adelante) y cuando el elenco santiagueño intentó acercarse (estuvo a tres unidades) Peñarol demostró capacidad de reacción. Un triple de Leo Gutiérrez le marcó el territorio al conjunto santiagueño, que se fue descanso 47-39 abajo.

 

Al regreso del entretiempo, el elenco marplatense consiguió el objetivo que no había podido cumplir en los dos anteriores cuartos: sacar una buena luz en el marcador. Lo hizo gracias a virtudes propias y apuros ajenos, y terminó el penúltimo chico con un triunfo parcial por nada menos que 15 puntos.

 

Una última oportunidad le dio Peñarol a Quimsa en el último cuarto para recortar la diferencia, al padecer una sequía en el aro santiagueño de casi cuatro minutos en el inicio del parcial. Pero la falta de puntería en ese lapso (anotó apenas cinco puntos) le impidió a Quimsa volver a poner contra las cuerdas a su rival.

 

Pese a ensayar en los minutos finales una buena remontada, el tiempo se convirtió en el principal rival para Quimsa, que quedó a las puertas de su primera coronación en el Súper 8.

 

Peñarol, por su parte, fue el que finalmente se adueñó de los festejos en Mendoza.

 



Recomienda esta nota: