29/01/2017

Deportes

River logró hacer la diferencia en un accidentado Superclásico

En un partido equilibrado, con momentos para los dos equipos y varios puntos álgidos, el equipo de Gallardo aprovechó los errores en la salida de su rival y convirtió con un penal de Driussi y un tiro de esquina que concretó Mina. Un exaltado Pitana echó a todos los técnicos; Boca terminó con 9.

River se quedó con el primer Superclásico del año en un amistoso de verano caliente, con alternativas para los dos equipos que el plantel de Marcelo Gallardo supo cambiar por goles en el segundo tiempo, y episodios de tensión extrafutbolísticos que desembocaron en varias expulsiones por parte del árbitro Néstor Pitana, quien dejó afuera a todos los entrenadores.


El primer tiempo fue equilibrado, con cierta superioridad de Boca en la primera parte y muchos contraataques, sin que ninguno lograra abrir el marcador. La más clara fue de Pavón a los 10 muinutos, con una entrada que perdió ante el achique de Batalla. El delantero de Boca sería la opción más clara durante el resto de la disputa, sin que lograra materializar.


 El DT xeneize Guillermo Barros Schelotto fue tempranamente expulsado a los 38 del primer tiempo por discutir una decisión del juez. Iba a ser el primero de una larga lista.




Si el encuentro en el estadio José María Minella de Mar del Plata se anunciaba entretenido, lo mejor estaba reservado para el complemento. El regreso se demoró unos minutos luego de que Pitana echara al Muñeco y a Gustavo Barros Schelotto por llegar tarde. Ambos discutieron la polémica decisión del referí antes de encontrar ubicación en las plateas, desde donde siguieron el resto del partido.




Las repetidas imprecisiones de Boca en la salida desembocaron en el primer gol. Primero fue Tobio quien puso en riesgo la integridad de su valla. Luego, un error de Peruzzi dejó la pelota en los pies de de Driussi, quien llegó al área y fue interceptado por Insaurralde, quien al cruzar tocó la pelota con la mano. El mismo jugador pateó desde los 12 pasosy puso el 1 a 0.


Siete minutos despues, un corner de Mora fue aprovechado por el ecuatoriano Mina, quien de cabeza puso la pelota fuera del alcance de Werner y amplió la diferencia. A partir de allí Boca se desordenó y River pasó a dominar claramente. Los hinchas hicieron su parte para caldear el aire y el punto más álgido llegó con una pelea a trompadas y salieron otros tres expulsados: Juan Insaurralde y Darío Benedetto en Boca y Sebastián Driussi en River.




El final fue pacífico y sirvió para equilibrar la balanza luego de la derrota del Millonario en el Campeonato durante la despedida de Carlos Tévez el año pasado.



Recomienda esta nota: