08/10/2018

Deportes

Fútbol

Lamentable espectáculo de Coudet y Barros Schelotto en el empate entre Racing y Boca

Los técnicos se volvieron locos en contra del árbitro del partido, ambos sostienen que fueron perjudicados.
Ampliar (1 fotos)

Enérgica protesta de Barros Scheletto tras el empate ante Racing.

Racing le ganaba con comodidad a un Boca que una vez más no pudo desplegar su mejor juego, sin embargo sobre la hora llegó el empate del visitante. El partido no dejó conforme a ninguno de los rivales, por lo que tras el pitazo final, se la agarraron con el árbitro.

El DT de Boca, Guillermo Barros Schelotto, consideró que había offside en los goles de Racing (Licha López levemente adelantado en el primero y en la misma línea en el segundo) y protestó por un supuesto penal a Cristian Pavón (tomado afuera). El Mellizo se fue hasta el círculo central y, sacado, empezó a los gritos con Darío Herrera. En el medio, algunos de Boca, otros jugadores de la Academia y policías.

Y en la vereda del frente las hostilidades no eran menos, tras el empate de Boca a los 44 minutos, el visitante fue beneficiado con un corner que podía llegar a dar vuelta el resultado. Ahí explotó Eduardo Coudet que se metió adentro de la cancha para protestar, a los gritos. Por supuesto, se fue expulsado.

Sacado al mismo estilo que cuando perdió con graves fallos la final de la Copa Argentina 2015 cuando dirigía a Central, Coudet empezó a los gritos desde la línea de cal: “¡Lo tuyo, vergonzoso!, ¡”vos, una vergüenza!“, le tiró al árbitro. Y también le hizo el gesto de miedo y la camiseta de Boca, dejando en claro que para él le tienen temor a Boca.






Recomienda esta nota: