08/12/2019

Deportes

Boca pierde ante Central y pone en juego el liderazgo de la Superliga

El Xeneize cayó por 1-0 en Arroyito debido al tanto de Sebastián Ribas, y Argentinos puede cerrar el año como único puntero.

Boca Juniors cerró esta noche el año con una derrota 1-0 ante un Rosario Central en alza, en el estadio Gigante de Arroyito, por la decimosexta fecha de la Superliga.

El Xeneize jugó un flojo primer tiempo y levantó un poco con los cambios que realizó Gustavo Alfaro en el complemento. Así y todo, no le alcanzó para llevarse algo de Rosario y una vez más tuvo como figura al arquero Esteban Andrada, de estupenda actuación en el capítulo inicial. Además, terminó con diez por la expulsión de Nicolás Capaldo.

Central sumó su quinto partido consecutivo sin perder (4 victorias y un empate), quedó bien posicionado en su lucha por la permanencia y celebró el triunfo gracias al gol del uruguayo Sebastián Ribas.

El primer tiempo tuvo un claro dominio de Central, que fue agresivo en ataque y encontró una dubitativa defensa Xeneize. Ya en los minutos iniciales, el local llegó fácil, sobre todo con centros cruzados, y apareció la figura de Andrada, quien le sacó un pelotazo a quemarropa al uruguayo Zabala, a los 13.

Cuatro más tarde, Molina envió un centro bajo y, después de un fallo de Zabala, la pelota le quedó a Ribas, quien tocó a un costado del arquero para romper la paridad.

Boca se acercó al arco rival sólo cuando Salvio tomó en contacto con la pelota por el sector derecho, pero fue en líneas generales muy tibio lo del visitante.

El Canalla siguió con la misma receta, y en 32, otra vez Andrada le ganó el duelo a Zabala, y en la siguiente, el guardavalla le ahogó el grito a Ribas, quien le ganó de cabeza en el salto a Buffarini.

En el complemento, Boca cambió la actitud en los minutos iniciales y apretó jugando unos metros más arriba.

Central se perdió una chance increíble en 26, cuando Molina llegó solo por derecha, disparó y Ribas no pudo desviar al gol.

La gran oportunidad de Boca se dio a cinco para el cierre. Primero, Salvio estrelló el disparo en el poste derecho y luego Soldano no pudo definir bien y salvó justo Brítez.

Central aguantó, no lo pudo liquidar con el mano a mano que Andrada le sacó a Riaño, y Boca, a pura impotencia terminó con diez por la doble amarilla de Capaldo.

Festejó el Canalla, justo en la conmemoración por el aniversario de la conquista de la Copa Argentina 2018.



Recomienda esta nota: