05/03/2018

Argentina

Jones Huala: 16 detenidos tras represión en Bariloche

La fuerzas de seguridad de la Policía Federal y Gendarmería salieron a cazar a los manifestantes después de las protestas por la decisión del juzgado federal de esa localidad de extraditar al líder de la RAM. Entre los aprehendidos habría un menor.
Ampliar (1 fotos)

Los organismos de derechos humanos denuncian una razzia de las fuerzas de seguridad.

La resolución judicial de extraditar a Chile al lonko mapuche Facundo Jones Huala desembocó en una represión de las fuerzas de seguridad que se encontraban apostadas en el edificio contra los manifestantes que esperaban el fallo frente al Juzgado Federal, y 16 personas, entre ellas un menor, fueron detenidas.


El magistrado Gustavo Villanueva brindó la lectura de su resolución a través de una videoconferencia, lo cual provocó el rechazo de la defensora de Jones Huala, Sonia Ivanoff. A las 12:30, a través de un audio de WhatsApp que fue difundido con parlantes en las afueras del juzgado, el lonko anunció que sería extraditado, llamó a resistir y convocó al pueblo mapuche a seguir en su lucha.


Inmediatamente algunos manifestantes comenzaron a arrojar piedras contra los efectivos de la Policía de Seguridad Aeroportuaria y fueron repelidos con balas de goma y gases lacrimógenos.




Los manifestantes resistieron a la policía y luego caminaron por calle Moreno hasta Villegas, y por allí hasta Tiscornia. En ese lugar miembros de la policía rionegrina iniciaron una persecución con 16 violentas detenciones. Pasadas las 15 hs. los manifestantes se trasladaron a la puerta de la Comisaría Segunda en el Centro Cívico, donde reclaman la liberación de los detenidos.


La lista de detenidos comenzó a circular de teléfono en teléfono durante las primeras horas de la tarde. La fuerzas de seguridad de la Policía Federal y Gendarmería salieron a cazar a los manifestantes después de las protestas por la decisión del juzgado federal de Bariloche de extraditar al líder de la RAM. En el operativo —que los defensores de derechos humanos describen como una razzia contra los manifestantes—, detuvieron a un número de 16 personas, entre los que se encuentra un menor de edad.




Todos están alojados en la Comisaría 2, en el centro de la ciudad. Les pegaron y algunos fueron alcanzados por balas de goma, aunque los exámenes físicos realizados por un forense señala que las heridas son leves.


“Estamos en la comisaría desde hace dos horas”, explica al portal El Cohete A la Luna la abogada Marina Schifrin. “Vimos lesiones leves, con excoriaciones producto de las esposas y rastros de perdigonada de las balas de goma, según nos explicó recién el médico que los revisó”. A las cuatro de la tarde, las organizaciones llamaban a la comunidad local a concentrarse alrededor de la comisaría para exigir la libertad.


Las autoridades no dejaron entrar a los representantes de la APDH, ni a otro de los abogados. Schifrin está en el lugar porque es abogada, se presentó como tal, y fue una de las primeras que llegó. “Hasta ahora no aparece ni la fiscal ni el juez. No sabemos quién dio la orden de detenerlos. No nos dicen nada. No hay un oficial de turno que nos atienda. Afuera hay un grupo esperando, de las organizaciones y organismos de derechos humanos”.




La sentencia se leyó a puertas cerradas. Los manifestantes supieron durante la mañana que el juez leería el veredicto de extradición sin público y sin trasladar a Jones Huala, que permaneció detenido en el Penal. A lo que el juez definió como razones de seguridad, los abogados replicaron que se trató de una medida de aislamiento para no dar la cara públicamente sobre la decisión. A continuación, y luego de las protestas realizadas por un pequeño grupo de manifestantes enojados con la decisión de la justicia, las fuerzas de seguridad salieron a cazarlos.


“Decimos que esto fue una razzia porque se hizo después de la protesta en la que se dio a conocer la sentencia de extradición. Corrieron a los manifestantes durante muchas cuadras. Agarraron a 16, ellos dicen que por desmanes, pero llama la atención. Esto es un pueblo chico. La manifestación fue chica, así que ese número es un número alto que muestra que se llevaron a medio mundo. Muchos de los detenidos son de las organizaciones políticas y de derechos humanos”.


En tanto, durante la tarde manifestantes protestaron frente al Congreso tras la decisión de extraditar al lonko mapuche. (El Cohete a la Luna, enestosdias.com.ar)






Recomienda esta nota: