14/03/2020

Deportes

DE NO CREER...

Un club santiagueño violó la orden de jugar sin público e hinchas se burlaron del coronavirus

Trasgrediendo las advertencias emitidas, en las plateas del club asistieron mayores y niños sin ningún tipo de restricción.

El Club Atlético Güemes de Santiago del Estero enfrentó anoche de local contra San Martín de Formosa, por la zona 1 de la vigésimo tercera fecha de la Etapa Clasificatoria del certamen que organiza el Consejo Federal de AFA.

La orden de la AFA, por pedido de la Nación, era que todos los eventos organizados por la entidad futbolística sean a puertas cerradas para evitar un posible avance del coronavirus, como medida preventiva.

En tal sentido, los equipos regionales que disputan el Federal A y Regional Amateur se vieron afectados por la decisión, como viene pasando y seguirá por estos días con todos los partidos que se juegen a nivel nacional.

Sin embargo, tal cual muestran las imágenes, el club Güemes de Santiago del Estero violó la medida de jugar sin público, ya que según publicó el sitio pasión y deporte “en las plateas se vieron niños y público que nada tendría que haber estado haciendo, dejando sin la posibilidad de trabajar a varios periodistas de la prensa local”, informaron.

La imagen puede contener: una o varias personas y exterior

Quejas

En la cancha de Güemes, la prensa santiagueña debió esperar varios minutos afuera del estadio para poder ingresar, y otros (teniendo sus respectivas acreditaciones) no pudieron ni siquiera entrar, señalaron periodistas deportivos acreditados en la provincia.

Como si fuera poco, dos hinchas de Güemes con barbijos y haciendo una parodia por el duro momento que vive el mundo por el avance del coronavirus, posaron junto a los jugadores con una bandera que rezaba “Güemes mi única enfermedad”; algo totalmente fuera de lugar, atento a la situación que vive el mundo con el avance esta pandemia.

Sumado a esto, periodistas de Santiago contaron que hasta hubo lanzamiento de pirotecnia detrás de uno de los arcos del club; algo que está totalmente prohibido en los campos de juego del país.

Esas fueron las tristes apostillas que tuvo el encima malísimo partido que disputaron el Club Atlético Güemes de Santiago del Estero y San Martín de Formosa, aunque fue un triunfo de 1 a 0 para los locales.




Recomienda esta nota: