16/07/2020

Tucumán

último adiós

Despiden al padre Oscar Juárez, párroco de San Martín de Porres

Se realizó una misa en la Parroquia Nuestra Señora de Luján y la ofició el arzobispo Carlos Sánchez.
Despiden al padre Oscar Juárez, párroco de San Martín de Porres | El Diario 24 Ampliar (1 fotos)

Foto: Telefé Tucumán

El velatorio del Padre Oscar Juárez es en la Parroquia Nuestra Señora de Luján. Hasta las 16.30 los fieles podrán despedirse del querido párroco de San Martín de Porres.


Más temprano se realizó una misa en la que participaron, además del Arzobispo Carlos Sánchez, sacerdotes de otras iglesias, familiares y allegados. “Que nuestra Madre la Virgen nos de fortaleza. Y ayude a tantos hermanos que sufren la inseguridad”, dijo el arzobispo.

Con el cajón cerrado y una foto del sacerdote con el Papa Juan Pablo II, le dan el último adiós. A las 17 se realizará el sepelio en el panteón del Clero del cementerio del Oeste, en calle Asunción 150.


COMUNICADO DEL ARZOBISPADO DE TUCUMÁN

Con profunda tristeza recibimos la noticia de la muerte sufrida por el Padre Oscar Juárez; un sacerdote austero, simple y de grao entrega generosa al servicio del Pueblo de Dios. Creemos que el P. Oscar vive en Jesús porque él mismo nos dijo: “Yo soy la resurrección y la vida, el que cree en mí, aunque haya muerto vivirá”. En conversaciones con la fiscal de la causa se nos informó que este hecbo delictivo se trataría de una muerte en ocasión de robo.

Creemos que esta dolorosa pérdida está enmarcada en el contexto de los numerosos hechos de inseguridad que vivimos los tucumanos. Nuestra Iglesia que peregrina en Tucumán, sufre y padece sus mismas angustias.

Desde la fe, esperamos que siempre y en toda forma se respete la vida como un precioso don y que podamos vivir en el amor fraterno como nos enseñó Jesús.

Es por eso que pedimos encarecidamente que la justicia encuentre a los responsables de este hecho tan aberrante. Solicitamos también a todos los funcionarios de nuestra provincia que redoblen sus esfuerzos en la lucha contra la inseguridad y se convoque a un dialogo amplio a todos los referentes sociales para encontrar soluciones integrales a este grave problema que tanto nos aqueja, con el objeto de construir la paz que necesitamos.

Desde nuestro obispado instruimos a nuestros abogados a fin de ponerse a disposición de la fiscalía y a colaborar con la investigación y esclarecimiento de este doloroso hecho que nos interpela como comunidad.



Recomienda esta nota: