06/04/2010

El mundo

Con aplausos, despiden los restos de Paulette

Los familiares de la niña pidieron justicia. La madre de la pequeña le pidió a los medios que dejen llorar por su hija hasta su última morada.

Los restos de la niña Paulette Gebara Farah fueron sepultados en el Panteón Francés de Legaria con la ausencia de su padre. 
 
La madre de la pequeña, Lisette Farah, caminó detrás de la carroza hasta la tumba que le tenían destinada a la menor en este cementerio y le dijo a los medios: "les suplico que me dejen llorar a mi hija hasta su última morada, gracias".
 
Por su parte, los familiares de la víctima gritaron "justicia para Paulette". La niña fue despedida con aplausos; su madre arrojó una flor y regresó a la sala de velaciones.
 
Según informa el diario mexicano "El Universal", para concluir los ritos funerarios la hermana de Lisette, Arlette, salió a agradecer a los medios de comunicación su presencia durante todo este proceso y regresó de la sala para acompañarla.
 
El caso de la menor causó conmoción en México, cuando su cuerpo sin vida fue encontrado debajo de su cama, luego de que los padres la reportaron como desaparecida e iniciaran una campaña de búsqueda. 
 


Recomienda esta nota: