31/05/2011

El mundo

Grecia: miles de personas protestan por los ajustes del Gobierno Socialista

Los manfiestanes entonaron cánticos contra los políticos del país y pidieron que abandonen el poder, mientras gritaban "ladrones, ladrones" en dirección al Parlamento.

Miles de personas salieron el lunes a las calles en Grecia por sexto día consecutivo para protestar contra el severo plan de ajuste del gobierno socialista que busca evitar el riesgo de default y que incluye recortes de gastos públicos, privatizaciones y una reestructuración de activos del Estado.

Las protestas del lunes fueron menores que las de días pasados, de acuerdo a informes de medios griegos que dijeron que unas 5.000 personas se reunieron en la plaza Syntagma del centro de Atenas, frente al Parlamento.

Los manfiestanes entonaron cánticos contra los políticos del país y pidieron que abandonen el poder, mientras gritaban "ladrones, ladrones" en dirección al Parlamento.

"Si fuera ministro de Finanzas cortaría de inmediato toda relación con el FMI y andaría el camino más difícil", dijo un joven, citado por la agencia de noticias DPA.

El domingo, decenas de miles de personas -unas 40.000 según la policía de Atenas y el doble según los espacios en redes sociales- acudieron a la plaza Syntagma como parte de una demostración de apoyo al movimiento de los "indignados" de España que incluyó también manifestaciones en varias otras capitales de Europa.

El canal griego skai.gr, que transmite las concentraciones en directo desde diversas ciudades, estimó la asistencia en Atenas en al menos 100.000 personas, mucho más que cuando los sindicatos mayoritarios habían convocado a huelgas generales recientes.

Los "indignados griegos" llamaron a sus compañeros del mundo a reaccionar con pancartas en francés y en inglés, al tiempo que enviado un mensaje de solidaridad al español Movimiento 15-M, en el que se inspiraron.

Grecia tiene una deuda de unos 300.000 millones de euros, que genera una crisis que amenaza la estabilidad de toda la zona euro, integrada por 16 naciones.

Su deuda pública es del 143% del Producto Interior Bruto (PIB) y se estima que alcanzará el 166% en 2012 debido a la persistente recesión y el déficit, que el año pasado fue del 10,5%.

Desde que la zona del euro y el Fondo Monetario Internacional (FMI) otorgaron a este país un rescate trienal de 110 mil millones de euros hace un año, Atenas recibió 53 mil millones de euros y espera otros 8.700 millones de parte de la zona del euro y 3.300 millones del FMI en el mes de junio.

El gobierno griego prometió ahorrar este año cerca de 16.000 millones de euros para reducir su déficit de 30.000 millones, cuatro veces mayor a lo permitido por la UE para sus países miembros.

El primer ministro griego, el socialista Yorgos Papandréu, advirtió la semana pasada que si Grecia no recibe en junio el quinto tramo de la ayuda externa, el país entrará en quiebra.

Asimismo, dijo que "es indispensable que se implemente el programa de ajuste fiscal y reformas", en alusión a un programa para recaudar 76.000 millones de euros hasta 2015 con recortes de gastos públicos, reestructuración de activos del Estado y privatizaciones de empresas y bienes públicos.

El Ministerio de Finanzas griego publicó la semana pasada una lista de privatizaciones de empresas que incluye la venta de las quinielas, loterías, apuestas hípicas, las autopistas, la administración de aeropuertos, entre otros.

Grecia tiene que ahorrar en los próximos cuatro años más de 110.000 millones de dólares, parte de los cuales el gobierno quiere conseguirlos con la venta de estas propiedades públicas.

El país tiene fondos hasta mediados de julio para hacer frente a sus compromisos y pagar salarios y jubilaciones. Por ello, Atenas necesita con urgencia el pago del siguiente tramo del paquete de rescate, que es de unos 12.000 millones de dólares. (Télam).

 

 




Recomienda esta nota: