12/10/2014

El mundo

La cremación de un hombre obeso generó un incendio en Estados Unidos

La empresa encargada de realizar el trabajo señaló que nunca antes habían incinerado un cuerpo de 250 kilos. La excesiva materia recalentó el horno y generó las llamas.

Una casa crematoria del condado de Henrico, en Virginia, en Estados Unidos, sufrió un incendio cuando sus operarios intentaron incinerar el cuerpo de un hombre que en vida había sufrido un alto grado de obesidad. Como consecuencia del volumen de materia ingresada en el horno, el aumento de la temperatura generó que cediera la estructura y el fuego se propagara por el edificio, en el que tuvieron que trabajar dotaciones de bomberos.

 

Según informó el gerente de Southside Servicios de Cremación, Jerry Hendrix, en 20 años de trabajo nunca había intentado cremar a alguien con ese peso. Fue al poner los 250 kg dentro de la estructura, que esta levantó una temperatura tal que derritió parte de la goma que recubre la cámara y provocó el accidente.
 

La Sociedad de Cremación de Virginia informa en su sitio web que el cuerpo de un "adulto de tamaño medio" tarda de dos a tres horas en incinerarse a 2.000 grados, mientras que los más grandes tardan más tiempo.

Lynne Helmick, Director Ejecutivo de los Directores de Funerarias y embalsamadores, denunció luego del hecho que las instalaciones de cremación no se someten a inspecciones estatales. Sin embargo, no pudo dar detalles acerca de hacía cuánto que en la empresa Southside, donde ocurrió el accidente, no se realizaban controles.

 

 

 

Fuente: minutouno.com




Recomienda esta nota: