23/11/2016

El mundo

Solo uno sobrevivió

Una enferma mental encerró 14 gatos en su casa y por el hambre se comieron entre sí

Los otros 13 gatos quedaron diseminados por el suelo y los sillones de la vivienda. Fue imputada por crueldad animal.
Ampliar (1 fotos)

Trooper, el único gato sobreviviente en la casa del horror.

Una mujer de Australia, encerró a sus 14 gatos en su vivienda tanto tiempo que los felinos tuvieron tanta hambre que comenzaron a comerse entre sí. Sólo uno de ellos sobrevivió y su estado es delicado.


La propiedad, situada en Woodville West, fue allanada por miembros de la Sociedad para la Prevención de la Crueldad de Animales (RSPCA, por sus siglas en inglés) quienes descubrieron los cuerpos de los gatos en estado de composición. En pésimas condiciones hallaron a Trooper, el único sobreviviente.


El cuerpo en descomposición de uno de los gatos encerrados
Los gatos se descomponían dentro de la casa.


La dueña de la casa -quien sufre problemas mentales- fue imputada por crueldad animal por la Corte de Magistrados del Puerto de Adelaide. La jefa del operativo de RSPCA, Andrea Lewis, indicó que quedó devastada luego de ver el escenario con el cual se encontró en el interior de la propiedad.


"Cuando los inspectores de RSPCA arribaron a la casa, el gato sobreviviente, totalmente demacrado, estaba gritándonos para que nos apresurásemos y abriéramos la puerta", indicó Lewis. El resto de los otros 13 gatos quedaron diseminados por el suelo y los sillones de la vivienda. "No puedes abandonar a los animales, tienes una responsabilidad legal. Si no puedes ocuparte más de tus mascotas, pidele a amigos, familiares o vecinos", agregó la mujer.



Recomienda esta nota: