09/01/2019

El mundo

López Obrador rechazó intervenir en el debate por el muro fronterizo de EEUU

El mandatario mexicnao afirmó este miércoles que se trata de un tema que forma parte de la "política interna" del país vecino y pidió atender a las causas profundas de la problemática de la inmigración.
Ampliar (1 fotos)

El recientemente asumido mandatario anunció medidas para mejorar la vida en los estados del norte.

El presidente de México Andrés Manuel López Obrador explicó este miércoles que la construcción del muro fronterizo que impulsa su par estadounidense Donald Trump es un tema que forma parte de la "política interna" del país vecino y que no se inmiscuirá en los asuntos de otros países.

"No vamos a responder ante planteamientos que se generan por la situación interna en EE.UU.", puntualizó. "Hay quien le gustaría que nos enfrentaremos, nosotros queremos buscar una relación siempre de amistad y de cooperación con Washington, expresó el mandatario mexicano en su rueda de prensa diaria.

"Queremos resolver el problema de la migración atendiendo las causas; estamos persuadiendo y convenciendo a EE.UU. que lo mejor es el desarrollo de los países centroamericanos y México", añadió López Obrador. 

En esta línea, el pasado 1 de enero de este año entró en vigor un programa especial para los municipios del norte del país. Es decir, aquellos que limitan con territorio estadounidense.

La iniciativa incluye la reducción del impuesto al valor agregado (IVA) de 16% a 8%, y del impuesto sobre la renta (ISR) de 38 a 20%, aunado al incremento al salario mínimo de 83 (4,23 dólares) a 176 pesos (6,42 dólares).

"Yo estoy seguro de que esto va a ayudar mucho para terminar de retener a nuestros paisanos, compatriotas, que no se vean en la necesidad de emigrar", afirmó el presidente al anunciar estas medidas.

Por su parte, en medio de los problemas por el 'shutdown' (cierre del gobierno), Trump sostuvo el martes que la construcción del muro sería "un acto de amor". En este sentido, en su primer discurso ante la Nación desde el Despacho Oval de la Casa Blanca, el mandatario estadounidense dijo que la única solución para acabar con el bloqueo es que "los demócratas aprueben los fondos" para el muro fronterizo.

"El cierre del Gobierno podría solucionarse en una reunión de 45 minutos, por eso he invitado a representantes del Congreso a la Casa Blanca", apuntó.

Sin embargo, horas más tarde Trump ha informado a través de su cuenta de Twitter que ha abandonado la reunión urgente con dos líderes demócratas, Nancy Pelosi (presidenta de la Cámara de Representantes) y Chuck Schumer (líder de la minoría demócrata en el Senado), organizada para discutir la financiación del muro.

El mandatario ha tildado la cita de "una pérdida total de tiempo", después de que Pelosi aseveró que el Congreso no aprobaría su plan de Seguridad Fronteriza.

"Acabo de salir de una reunión con Chuck y Nancy, una pérdida total de tiempo. Pregunté qué sucederá en 30 días si abro el Gobierno rápidamente, ¿aprobarán la Seguridad Fronteriza que incluye un muro o barrera de acero? Nancy dijo, no. Dije adiós, ¡nada más funciona!", reza el tuit de Trump.

El líder estadounidense presiona al Partido Demócrata a fin de que el Congreso apruebe un presupuesto de 5.700 millones de dólares para financiar el muro en la frontera. Las exigencias de Trump a los legisladores provocaron el cierre parcial del Gobierno estadounidense el pasado 22 de diciembre. (RT)


Recomienda esta nota: