30/06/2020

El mundo

INDIA

Video: Un lago verde se convirtió en rojizo y los científicos no encuentran explicaciones

El fenómeno concentra la atención de los especialistas y se volvió tendencia en las redes.

Un lago que era de color verde esmeralda, se convirtió en rojizo y los científicos tratan de establecer las causas del fenómeno sin certezas hasta el momento.


Se trata del lago Lonar, situado en el estado indio de Maharashtra, que sufrió recientemente un cambio de color en sus aguas y disparó diversas hipótesis sobre las causas.

Según revelaron, el cuerpo de agua se encuentra a unos 500 kilómetros al este de Mumbai y es una de las atracciones turísticas más importantes de Maharashtra, ya que se trata de una peculiar formación creada hace 50.000 años tras un impacto de un meteorito.

En las últimas semanas, el color del agua cambió de un verde oscuro a un color rojizo, algo que según Gajanan Kharat, geólogo local, ya había sucedido con anterioridad, pero que nunca el rojizo había sido tan intenso.

“Se ve particularmente rojo este año porque la salinidad del agua ha aumentado. La cantidad de agua en el lago se ha reducido y el lago se ha vuelto menos profundo, por lo que la salinidad ha aumentado y provocó algunos cambios internos”, explicó Kharat a través de la cuenta de Twitter de Maharashtra Tourism.

Otros expertos plantean que el lago Lonar es un cuerpo de agua altamente alcalino con alta salinidad y su química respalda el crecimiento de una familia de bacterias conocidas como halobacteriaceae. Estos organismos prosperan en condiciones altamente salinas y algunos producen un pigmento rojo llamado bacteriorrodopsina que absorbe la luz solar y la convierte en energía.
“No hubo mucha actividad humana debido al confinamiento lo cual también podría haber acelerado el cambio”, indicó Madan Suryavashi, jefe del departamento de geografía de la Universidad de Maharashtra Babasaheb Ambedkar.

Otros expertos plantean que el lago Lonar es un cuerpo de agua altamente alcalino con alta salinidad y su química respalda el crecimiento de una familia de bacterias conocidas como halobacteriaceae. Estos organismos prosperan en condiciones altamente salinas y algunos producen un pigmento rojo llamado bacteriorrodopsina que absorbe la luz solar y la convierte en energía.

“No hubo mucha actividad humana debido al confinamiento lo cual también podría haber acelerado el cambio”, indicó Madan Suryavashi, jefe del departamento de geografía de la Universidad de Maharashtra Babasaheb Ambedkar.





Recomienda esta nota: