25/02/2021

El mundo

REPUDIABLE

Mató una jirafa y posó con su corazón diciendo que así "ayuda a las especies en peligro de extinción"

Merelize Van Der Merwe ha matado ya a más de 500 animales. La cazadora restó importancia a las críticas recibidas.


Una cazadora sudafricana publicó en su cuenta de Facebook imágenes en las que aparece posando con el corazón de una jirafa que acababa de matar, describiendo su trofeo como un "gran regalo" por San Valentín.

"¿Alguna vez se han preguntado cuán grande es el corazón de una jirafa?", preguntó en Facebook Merelize Van Der Merwe el 14 de febrero junto a las fotografías.
 
La publicación ha provocado indignación y muchas críticas contra Merelize, por lo que incluso se han abierto campañas para que la red social elimine la cuenta de la mujer, a quien califican como un "monstruo". 
Una cazadora sudafricana publicó en su cuenta de Facebook imágenes en las que aparece posando con el corazón de una jirafa que acababa de matar, describiendo su trofeo como un "gran regalo" por San Valentín.
"¿Alguna vez se han preguntado cuán grande es el corazón de una jirafa?", preguntó en Facebook Merelize Van Der Merwe el 14 de febrero junto a las fotografías.
La publicación ha provocado indignación y muchas críticas contra Merelize, por lo que incluso se han abierto campañas para que la red social elimine la cuenta de la mujer, a quien califican como un "monstruo". 
En declaraciones al diario británico Mirror, Van Der Merwe, de 32 años, relató que su esposo pagó unos 2.100 dólares para que ella pudiera cazar a la jirafa y que planea usar la piel del animal como alfombra. Además, restó importancia a las críticas recibidas, sosteniendo que matar a un ejemplar de 17 años de edad como ese en realidad ayuda a salvar a las especies en peligro de extinción en Sudáfrica y que las "únicas personas que protegen a esos animales son los cazadores de trofeos".
Merelize, que ha matado a unos 500 animales, incluidos leones, leopardos y elefantes, dijo que publicó la foto con el corazón de la jirafa para burlarse de la "mafia" de los defensores por los derechos de los animales. 
La mujer afirmó que la muerte de la jirafa "creó trabajo para 11 personas ese día" y "mucha carne para los lugareños". 
Mirror, Facebook, Change.org, Rt, Twitter. 

Una cazadora sudafricana publicó en su cuenta de Facebook imágenes en las que aparece posando con el corazón de una jirafa que acababa de matar, describiendo su trofeo como un "gran regalo" por San Valentín.

"¿Alguna vez se han preguntado cuán grande es el corazón de una jirafa?", preguntó en Facebook Merelize Van Der Merwe el 14 de febrero junto a las fotografías. 
La publicación ha provocado indignación y muchas críticas contra Merelize, por lo que incluso se han abierto campañas para que la red social elimine la cuenta de la mujer, a quien califican como un "monstruo". 

Una cazadora sudafricana publicó en su cuenta de Facebook imágenes en las que aparece posando con el corazón de una jirafa que acababa de matar, describiendo su trofeo como un "gran regalo" por San Valentín.

"¿Alguna vez se han preguntado cuán grande es el corazón de una jirafa?", preguntó en Facebook Merelize Van Der Merwe el 14 de febrero junto a las fotografías.


La publicación ha provocado indignación y muchas críticas contra Merelize, por lo que incluso se han abierto campañas para que la red social elimine la cuenta de la mujer, a quien califican como un "monstruo". 

En declaraciones al diario británico Mirror, Van Der Merwe, de 32 años, relató que su esposo pagó unos 2.100 dólares para que ella pudiera cazar a la jirafa y que planea usar la piel del animal como alfombra. Además, restó importancia a las críticas recibidas, sosteniendo que matar a un ejemplar de 17 años de edad como ese en realidad ayuda a salvar a las especies en peligro de extinción en Sudáfrica y que las "únicas personas que protegen a esos animales son los cazadores de trofeos".

Merelize, que ha matado a unos 500 animales, incluidos leones, leopardos y elefantes, dijo que publicó la foto con el corazón de la jirafa para burlarse de la "mafia" de los defensores por los derechos de los animales. 

La mujer afirmó que la muerte de la jirafa "creó trabajo para 11 personas ese día" y "mucha carne para los lugareños". 

Mirror, Facebook, Change.org, Rt, Twitter. 



Recomienda esta nota: