13/08/2021

El mundo

PANDEMIA

La Organización Mundial de la Salud realizará nuevos estudios para descubrir el origen del coronavirus

Cómo nació la pandemia, aún es misterio y desde el organismo internacional abogan por el trabajo conjunto entre los países más poderosos para poder descubrir la verdad.

Luego de que finalizara la primera serie de estudios para determinar el origen de SARS-CoV-2, virus responsable del Covid-19, la Organización Mundial de la Salud (OMS) anunció que comenzará una nueva fase de análisis para conocer el comienzo de la pandemia. Es por este motivo que realizó una convocatoria a las naciones integrantes para que “despoliticen la situación” y trabajen en conjunto, además de que postulen especialistas que puedan formar parte de un nuevo grupo de asesores científicos.


En marzo de este año, la OMS anunció los resultados del primer estudio realizado en China. Según señalaron, no hallaron el origen del virus, al tiempo que reclamaron un acceso a los “datos sin procesar”. En ese momento, el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, advirtió que se necesitarían más estudios y recalcó que “todas las hipótesis siguen sobre la mesa”, incluida la teoría del “escape de un laboratorio”.

Ahora, el organismo internacional anunció en un comunicado que esbozaron la próxima serie de estudios para dar con el inicio de la pandemia. Por este motivo, la OMS solicitó a “todos los gobiernos que despoliticen la situación”, cooperen en la aceleración de los estudios de orígenes y “trabajen juntos para desarrollar un marco común para futuros patógenos emergentes con potencial pandémico”.

“La búsqueda de los orígenes de cualquier patógeno nuevo es un proceso difícil, que se basa en la ciencia y requiere colaboración, dedicación y tiempo”, afirmaron desde el organismo internacional y aseguraron que esta búsqueda “no es, ni debe ser, un ejercicio de atribución de culpas, acusaciones o puntualizaciones políticas”, ya que los científicos y expertos deberán abocarse a “encontrar el origen de la peor pandemia en un siglo”.

En ese sentido, aseguraron que los próximos estudios deben incluir un estudio “más a fondo de los datos brutos de los primeros casos y los sueros de los primeros casos potenciales en 2019″, ya que algunas naciones informaron que encontraron el virus en “muestras de especímenes biológicos almacenados a partir de 2019″, siendo que algunas son de épocas prepandémicas.

“Compartir datos sin procesar y dar permiso para volver a analizar muestras en laboratorios refleja la solidaridad científica en su máxima expresión y no es diferente de lo que alentamos en todos los países, incluida China, para que podamos avanzar en los estudios de los orígenes de forma rápida y eficaz”, resaltó el documento.

Para alcanzar este objetivo, la OMS señaló que realizó una convocatoria abierta a las naciones integrantes para la postulación de expertos que conformen el Grupo de Asesores Científicos Internacionales para el Origen de los Nuevos Patógenos (SAGO), los cuales no solo se abocarán al inicio del SARS-CoV-2, sino también al SARS (SARS-CoV), el MERS (MERS-CoV), la gripe aviar, y el Ébola, entre otros virus.

Por otro lado, al referirse a una de las teorías más polémicas, el ente multilateral de Salud aseguró que “con respecto a la base para estudios adicionales de la ‘hipótesis de laboratorio’ del SARS-CoV-2″, que sugiere el escape del virus desde una instalación en China, ”la OMS determinó que no había evidencia científica suficiente para descartar ninguna de las hipótesis”, por lo cual advirtió que, para este caso, es de suma importancia contar con acceso a “todos los datos”.

“Buscar el origen de un virus nuevo es una tarea científica inmensamente difícil que requiere tiempo. La OMS se compromete a seguir la ciencia, por lo que pedimos a todos los gobiernos que dejen de lado las diferencias y trabajen juntos para proporcionar todos los datos y el acceso necesarios para que la próxima serie de estudios pueda comenzar lo antes posible”, concluyeron.

Cuáles fueron los resultados del primer estudio

Desde que comenzó la pandemia, se sucedieron una gran serie de teorías sobre cuál fue el origen del Covid-19. En la primera etapa de estudios realizados en China, los expertos alcanzaron un mayor conocimiento sobre el coronavirus, pero no dieron con el comienzo de la enfermedad. En ese momento, Ghebreyesus pidió que se realicen más estudios.

Según señaló, “los datos disponibles sugieren que hubo transmisión no reconocida en diciembre de 2019, y posiblemente antes” del 8 de diciembre, día en que se documentaron los primeros síntomas de los afectados, y pidió “un acceso completo a los datos, incluidas las muestras biológicas de al menos septiembre de 2019″, ya que los especialistas habían advertido que se encontraron con “dificultades” para “acceder a datos sin procesar”.

Según explicó, el rol del mercado de Huanan en Wuhan no estaba claro, sin embargo destacó que sí pudieron determinar que hubo una “contaminación generalizada con SARS-CoV-2″ en ese lugar, al tiempo que señaló que era necesario realizar una mayor cantidad de estudios para evaluar el papel de los animales salvajes de granja en la introducción del virus y no descartó que “el virus ingresara a la población humana como resultado de un incidente de laboratorio”.



Recomienda esta nota: