18/11/2017

Opinión

CINE

Justice League: el cetro de las películas de superhéroes está en nuevas (buenas) manos

Por: Luis Lucas Salas
Los personajes más importantes del comic se juntaron por primera vez en la pantalla grande y al parecer esta vez nada ni nadie los va a poder parar. Sin spoilers.
Ampliar (1 fotos)

Escribe Lucas Salas | Antes que nada es necesario aclarar que nada de todo esto hubiera sido posible sin la trilogía de Batman que alumbró el genial Christopher Nolan. Que rescató al personaje y a todo el género de películas de superhéroes de la caricaturización en la que habían caído en los 90's para llevarlas a un primer plano. 

Luego fue Marvel con el proyecto Avengers que llevó las cosas a un plano global y multimillonario, sumando a la seriedad que le proveyó Nolan una arista más popular y relatos más amenos para hacerlos digeribles en el gran público. 

Sin embargo, en su última etapa Marvel aunque ha mantenido sus recaudaciones en un nivel estratosférico, ha tenido para esto que "caer" en lo que Pedro Gómez define como un nuevo género, las comedias de superhéroes. Asi se puede apreciar en las producciones mas recientes de esa factoría desde la segunda parte de Avengers: Guardianes de la Galaxia 2, Spiderman Homecoming, Thor Ragnarok y la misma Age of Ultron. Aunque esta faceta acerca las películas al público masivo y principalmente las abre a todo el espectro ATP, lo hace al precio de sacrificar las riquísimas personalidades individuales de cada personaje, convirtiéndolos ahora en lanzadores de gags y comentarios cancheros. 

En este contexto, es que aparece la tan esperada cinta de Justice League. La Liga de la Justicia se junta por primera vez en la pantalla grande, con menos contratiempos en la ficción que los que tuvo que sortear en la vida real. Desde la feroz critica a Batman v Superman desde un sector (considerable) que se perdió en la oscuridad y complejidad de la propuesta, hasta dramas personales como el suicidio de la hija del director y productor Zack Snyder y su esposa quien también produce. 

Así las cosas, con el apoyo de Joss Whedon (director de Avengers) en la postproducción y la historia, Justice League logra equilibrar la balanza en un producto fiel, muy fiel, a la esencia comiquera y a la vez accesible al novel público. 

Batman y Wonder Woman se embarcan aquí a la tarea de reunir un equipo de metahumanos para hacer frente a las poderosas invasiones por venir, y encuentran en esta tarea muchas menos complicaciones que las que tuvo Lex Luthor para hacer enfrentar a Batman y Superman, de este modo la acción no se hace esperar detrás de intrigas laberínticas y rápido vemos a los héroes desplegando sus poderes. 

Una de las mayores virtudes de esta película es la de la palabra justa, el buen escritor, como explicaba Jorge Luis Borges, no se destaca por saber agregar palabras sino por saber dónde quitarlas. Y asi es posible introducir a tres personajes "nuevos" como son Aquaman, Cyborg y Flash, dentro de las estrictas dos horas que impone el showbiz, sin resignar los matices de éstos héroes tan importantes en el mundo de DC. 

Entonces esta Liga de la Justicia gana una mucha mejor dinámica que otros súper equipos de la pantalla grande, ya que los roles no se mezclan ni se superponen y se pueden integrar las complejas identidades y conflictos, sin necesidad de amoldarlas a un concepto general de grupo, y esto lejos de atentar contra la formación de una unidad creíble, la termina fortaleciendo. 

Para mencionar algunos puntos flojos, hubiera sido interesante ver un mayor desarrollo de personajes que prometían pero terminaron teniendo un rol casi pasajero en el producto final, como es el caso del Comisionado Gordon, interpretado por J. K. Simmons, el super intenso profesor de batería de Whiplash. A su vez el villano Steppenwolf parece no estar a la altura de semejante comunión que genera, aunque nos deja saber que Darkseid está a la vuelta de la esquina, al igual que otros villanos que harán sudar la gota gorda a la Liga (recomendación: quedarse hasta el final de los créditos). 

Justice League es una película que, en sus primeras proyecciones, ha dejado contentos a comiqueros y cinéfilos por igual, y demuestra que DC va afinando cada vez mejor su puntería para llevar a la pantalla grande lo mejor de la esencia de los grandes personajes a los que ha dado vida en las viñetas, y considerando que aun quedan en el camino las apariciones individuales de Aquaman, Flash, Cyborg y (por favor) Linterna Verde, es una gran noticia.



Recomienda esta nota: