29/01/2021

Opinión

Pase y vean, el futuro ya no es lo que era

Escribe Juan Manuel Aragón - (Especial para El Diario 24)
Pase y vean, el futuro ya no es lo que era | El Diario 24 Ampliar (1 fotos)

Pasen y vean, el futuro ya no es lo que era

Un buen día dijeron: la sal es mala para los que tienen la presión alta y prohibieron los saleros. Después muchos restaurantes, o porque se plegaron a la moda o tuvieron miedo de los siempre violentos proteccionistas, dejaron de salar la comida, chau. Otro día llegaron con que la carne es mala, no sólo perniciosa en sí misma sino porque vacas, gallinas, chanchos, cabras, ovejas, le hacen un daño terrible a la ecología. Dejamos de comer carne.

Los celíacos también reclamaron: suprimimos la industria del trigo, avena, cebada y centeno. Los que sufren de gastritis, úlcera, reclamaron porque el limón, la naranja, la mandarina, son veneno para ellos. Ya estábamos en el baile y tiramos abajo los campos con limón y naranja de todo el mundo. De paso pidieron suprimir el vinagre, no por nada su mal también se llama vinagrera. Y les hicimos caso.

Los diabéticos fundieron la industria del azúcar, de los dulces y los caramelos. Después vinieron los amigos de las abejas a protestar porque les robábamos miel: “Déjenlas tranquilas con su comidita”, nos insultaron y con dolor dejamos de comerla, tan rica que era.

Quedaban los vegetales, el colorado tomate, la generosa sandía, el exquisito melón, la lechuga mansa y buena, el jugoso mango, la liviana frutilla, el numeroso arroz. Pero salieron con que los sembrados exóticos eran otro crimen. Solamente permitieron plantas originarias. Quedamos con el maíz, la algarroba, el mistol, la tuna, el tomate, la papa. Pero ahora vienen con que las plantas, en definitiva, también son seres vivos, nacen, se desarrollan, mueren y en una de esas hasta tienen sentimientos.

Estamos comenzando a comer tierra, le sacamos los gusanitos para no cometer el pecado de almorzarlos, y el salitre, por los hipertensos, ¿ha visto? Ya nos estábamos acostumbrando y ahora dicen que no va a alcanzar para todos.

Juan Manuel Aragón                   

Leer más notas de Juan Manuel Aragón



Recomienda esta nota: