01/06/2021

Opinión

Quién se quedó con las vías del ferrocarril en la Argentina

Escribe Juan Manuel Aragón - (Especial para El Diario 24).
Quién se quedó con las vías del ferrocarril en la Argentina | El Diario 24 Ampliar (1 fotos)

Abandonado cartel de la estación de La Aurora, en Santiago del Estero

En la Argentina había cientos de kilómetros de vías férreas: un buen día se levantaron y nadie sabe dar pistas de su paradero. Algunas se evaporaron del centro de pueblos grandes, pero nadie vio quién fue o qué pasó con ellas, los durmientes, kilómetros y kilómetros de cables, cambios, bulones, vagones y locomotoras de las estaciones.

No se sabe si fue un negociado de la década menemista, avivada de unos pocos, negocio para quienes ganaron la licitación de los ferrocarriles, desquite de los ingleses o qué. Nadie preguntó dónde iría a parar esa enorme cantidad de fierro.

En algunas provincias se habla de bandas de saqueadores, que vieron el negocio, contrataron operarios, camiones y se llevaron el fierro al Brasil para venderlo en la industria siderúrgica. En Santiago del Estero, concretamente, se habla de al menos un filibustero de guante blanco: con el dinero obtenido, hizo negocios inmobiliarios en Francia, de los cuales vive desde entonces. Pero son dichos de dichos.

El ferrocarril argentino fue una obra costosa. Regalamos a los ingleses las mejores tierras de la Argentina para construirlo, sin nada a cambio, como hacíamos las cosas entonces. Sea como fuere, cuando se llevaron las vías, no movimos un pelo para, defender, no digamos las joyas de la abuela, sino la pobre tapera de sus últimos días.

Uno de estos días, esos investigadores universitarios que culpan a la oligarquía de cualquier cosa, con citas de autores marxistas y conclusiones seudo intelectuales, deberían averiguar quién tiene la plata de las vías. A ver si recuperamos el vuelto, aunque sea.

Juan Manuel Aragón                   

Leer más notas de Juan Manuel Aragón



Recomienda esta nota: