13/06/2018

Tucumán

Liberaron al acusado de un homicidio

El sospechoso es hijo de un sindicalista. La fiscala pidió que siga detenido 12 meses.
Ampliar (1 fotos)

La victima fue apuñalada.

No se entiende el fallo. Si es así, que les den la libertad a todos los acusados por cualquier delito para que esperen ser enjuiciados. Por delitos muchos menores hay personas privadas de la libertad. Estamos hablando de un crimen del que está acusado el hijo de un sindicalista”, señaló Silvia Furque, representante de la familia de Javier Molina, el joven que fue asesinado de una puñalada el 5 de mayo pasado y cuyo autor fue liberado por la Justicia, pese a que la fiscala María del Carmen Reuter había pedido que le dictara la prisión preventiva por 12 meses.

La investigadora dio por probado que Ariel Fernando Páez, hijo de un dirigente del Sindicato de Empleados y Obreros del Comercio (Seoc), había acabado con la vida de Molina durante una reunión realizada en barrio Sur. “Lo más grave del caso es que él no estaba invitado a ese festejo. Lo hizo para molestar y su intervención terminó en una tragedia”, comentó Furque.

Páez, de 38 años, tendría antecedentes por violencia. Según las fuentes consultadas, registra al menos cuatro denuncias por amenazas. La última data de diciembre pasado, cuando su ex pareja lo amenazó por violencia de género. El fiscal Washington Navarro Dávila solicitó en una de esas causas la prisión preventiva en contra del acusado, el pedido fue rechazado por el Juzgado III, a cargo de Juan Francisco Pisa.

Es increíble lo que viene pasando con este señor. Tenía antecedentes por violento, provocó una muerte y sigue en libertad. Es una situación preocupante. Él se escapó del lugar del hecho y trató de borrar todas las evidencias”, comentó Furque. “Desgraciadamente la querella no puede apelar este fallo y si bien la fiscala lo puede hacer, no es normal que se lo acepten”, concluyó. (lagaceta.com.ar)


Recomienda esta nota: