08/06/2020

Sucesos

VIOLACIÓN EN MANADA

Juez debe resolver si acepta o no el juicio abreviado por el "desahogo sexual"

La Justicia de Chubut debe resolver hoy si hacen lugar al juicio abreviado propuesto por el fiscal Fernando Rivarola.

Hoy se conocerá si el juez de Garantías de Chubut, Marcelo Nito di Biase, admite o no el juicio abreviado propuesto por el fiscal Fernando Rivarola, en el que consideró que el abuso sexual que sufrió una –por entonces- adolescente, por parte de un grupo de jóvenes, fue un “desahogo sexual”.


El trámite de juicio abreviado implica acelerar los plazos procesales, para no llegar a un juicio oral que puede demandar quizás un par de años más; que los acusados admitan su responsabilidad en los hechos, en busca de una menor y que la víctima también preste su consentimiento a dicho acuerdo.

La investigación había comenzado a principios de 2019, cuando una joven, se decidió a denunciar lo que le había ocurrido siete años antes en el balneario Playa Unión de Rawson, Chubut. Por entonces apenas tenía 16 años.

A partir de la denuncia, un grupo de jóvenes fue imputado por “abuso sexual gravemente ultrajante con acceso carnal, agravado por la participación de dos o más personas”. Sin embargo, con el correr de la investigación, y ante las dificultades para probar el acceso, el fiscal Rivarola, habría resuelto con los abogados de los cinco acusados acordar un juicio abreviado, bajándoles la calificativa y que ellos admitan ser culpables, a cambio de una pena de cumplimiento en suspenso (evitarían ir a prisión).

“Abuso sexual simple agravado por la participación de dos o más personas”, fue la nueva figura que el fiscal les enrostra a los imputados y argumentó su pedido de juicio abreviado en que fue un “accionar doloso de desahogo sexual”.

El término empleado por Rivarola generó una ola de repudio en todo el país, de todas las esferas, por lo que el funcionario judicial tuvo que salir a pedir disculpas y admitir que no debió haber utilizado esas palabras. Los ojos del país están puestos en la resolución del juez de Garantías que se conocerá en las próximas horas.

De ser condenados, Quintana, del Villar y Mallemaci tendrían asegurada una pena mínima de ocho años de prisión. Los otros dos imputados, menores de edad al momento del ataque investigado, fueron sobreseídos. Sin embargo, en el acuerdo de partes que debe resolver la Justicia, a raíz del pedido del fiscal Rivarola con el consentimiento de la víctima, el delito se convierte en excarcelable.



Recomienda esta nota: