03/05/2021

Sucesos

SECUESTROS

Por la denuncia anónima de un vecino, allanan y descubren sustancias en el interior de un campo

La Justicia ordenó el decomiso de las plantas y un arma de fuego de la propiedad. El dueño aseguraba que era para uso personal.

En la mañana del domingo, a las 10:15, efectivos policiales de la Subcomisaría de Vilmer, a través de un llamado telefónico anónimo de un hombre oriundo de la localidad de Santo Domingo (Robles, Santiago del Estero), fueron alertados de que en un campo cercano a su casa al parecer tendrían plantas de cannabis.


Los uniformados se dirigieron al lugar y de inmediato dieron participación a sus pares de la Dirección General de Drogas Peligrosas, los cuales también arribaron a la zona. Mediante trabajos técnicos y de campo, constataron que se trataría de Cannabis Sativa.

Al realizar un recorrido por zona montuosa, descubrieron tres canteros de plantación con 26 plantas y una manguera utilizada para su sistema de riego que llevaría hacia una casa.

En la vivienda fueron atendidos por un hombre de apellido Salvatierra, de 34 años, con domicilio legal en el barrio Juramento de la ciudad Capital y con residencia permanente en la localidad de Santo Domingo.

El hombre manifestó que es su plantación en su propio terreno y que es para consumo propio, expresando que no presenta ningún tipo de enfermedad ni permiso legal para su uso.


Al consultar con la Dra. Alicia Presti, fiscal de narcomenudeo, ésta dispuso que se labre acta de identificación y compromiso de Salvatierra y que se secuestren las plantaciones, siendo un total de 26 plantas de cannabis sativa dispuestas en tres canteros con riego a goteo y ocho plantas en el interior del inmueble.

También se secuestró un revolver calibre 38 sin balas en su tambor, que fue entregado en forma voluntaria a los efectivos policiales, disponiendo la Dra. Presti que en ese caso se dé intervención a la fiscalía de turno de la ciudad de La Banda.

A su vez, ordenó que los secuestros sean remitidos hacia la subcomisaría, que se hará cargo del legajo judicial, y que luego los secuestros sean trasladados hacia el depósito de estupefacientes de la Dirección General de Drogas Peligrosas.



Recomienda esta nota: