03/04/2020

Tucumán

aniversario

Marita Verón: 18 años de ausencia, dolor y misterio

La madre y la hija buscan sin descanso a la joven que desapareció en 2002. Susana Trimarco anunció que tiene nuevas pistas sobre el paradero.
Marita Verón: 18 años de ausencia, dolor y misterio | El Diario 24 Ampliar (1 fotos)

Marita Verón: 18 años de ausencia, dolor y misterio

Susana Trimarco y su nieta, Micaela Verón, que ya tiene 21 años, tienen el mismo dolor y la misma angustia del 3 de abril de 2002, cuando desapareció María de los Ángeles Verón, “Marita”. Pero a la vez el recuerdo se hace cada vez más fuerte en sus vidas. “Anoche soñé a mi hija. La tengo presente todos los días de mi vida. La miro y la miro en la foto, y pensó dónde estará, cómo estará. Es angustiante para una madre que pasen los días y no saber dónde está la hija. Es una tortura”, dijo Trimarco en una nota publicada por el diario La Gaceta.

Hoy se cumplen 18 años de la desaparición de la joven. Sin embargo, la madre y la hija, pese al paso del tiempo, afirman que afrontarán esta fecha con la ilusión aún encendida tras recibir información que podría ayudar a la búsqueda de la víctima.

“Todo este tiempo, he recibido mucha información que he volcado a la Justicia. Una persona, un hombre al que no conozco, se ha contactado conmigo para darme algunos datos. Esto es bueno porque te da esperanza”, enfatizó Trimarco.

La madre de “Marita” expresó que realizó la denuncia ante el fiscal Marcelo Colombo, de la Procuradoría de Trata y Explotación de Personas (Protex), luego de recibir el testimonio del desconocido vía telefónica.

“En enero ha surgido esto. He tenido varias llamadas. Al principio (tras la desaparición) tuve amenazas, por eso opté por no atender el teléfono. Esta vez, me atreví a hacerlo y ahí empecé a hablar con esta persona”, recordó la titular de la Fundación María de los Ángeles. Además, remarcó que también le había hecho llegar esta novedad a la nueva ministra de Justicia nacional (Marcela Losardo) “para que accione ante la Justicia”.

“Micaela tenía tres años cuando desapareció su madre. Hay cosas que se acuerda y otras, no. Llega un momento en el que nos angustiamos y nos abrazamos. Pero hay que seguir adelante, poner la fuerza del mundo para seguir buscando”, finalizó.



Recomienda esta nota: