22/07/2010

Tucumán

El anonimato de los héroes

Lo que no se contó en el relato del rescate de los andinistas perdidos. Opinión de Estela Figueroa.

Galería

Gracias a las Instituciones Gubernamentales, la población TUCUMANA se está volviendo más solidaria.

¿Suena raro?

Es a la conclusión (una de las conclusiones) a la que llegué luego de averiguar qué pasó realmente con el rescate de Ezequiel Orellana y Leonardo Burgos, estos deportistas extraviados en una salida al CERRO MUÑOZ.

Según los medios informativos, el procedimiento estuvo a cargo del GRUPO CERO, Regional Oeste de la Policia de Tucuman y Gendarmeria. Nacional.

Ahora, en el mundo VIRTUAL, hay otra versión. Pero más creible, porque aporta material fotográfico, comentarios, datos y demás yerbas, por cierto muy interesantes.

El "Unimog", único vehiculo proporcionado por Gendarmeria, quedó inservible antes de comenzar el viaje.

El grupo "Montañas Tucumanas", de Pablo Zelaya, experto en el tema, ya estaba trepando el viernes desde las 8 AM junto a Hernan Parajon y el baqueano Carlos Vallejo. Se les suma Carlos Parajon en campamento base junto a Inés Frias Silva. Y el Grupo CERO.

Y un elemento fundamental: el endurista German Gunthern, experto y conocedor de la zona (según dicen, el único).

A todo esto... ¿dónde estan los rescatistas titulares?

Por otro lado, al enterarse de la situación, Martin Requena y Cristian Mur se suman a la tarea el domingo. Ya que ellos junto con los extraviados forman parte del grupo Trepadores. Son trasladados a duras penas al Mollar por Sebastian Villagra, dada la mala situación climática.

Las cadenas para vehículo fueron aportadas por Gerardo Olaya para trasladar a los papás de las victimas hasta Tafí del Valle, viaje a cargo de Felix Paz Posse.

Sabiendo por dónde el 1º grupo de los perdidos Pablo y Hernán estaban encarando, los TREPADORES, a los que se les suman dos integrantes más -Guillermo Frias y José Mendez-, ascienden por el Norte. Los acompañan Andrés Mamaní y sus hijos Isaias y Juan, vaqueanos del lugar.

Este grupo debe hacer campamento y pasar la noche con -20 grados para continuar al dia siguiente.

Así, el lunes, después de 4 horas de retomada la búsqueda, los chicos son visualizados a tiempo, ya que estaban desarmando campamento para bajar por un lugar muy peligroso de la montaña con grandes quebradas tapadas por la nieve.

Pablo Zelaya, Hernan Parajon y Carlos Vallejo retornan a base.

¿Dónde estan los responsables del AREA DEFENSA CIVIL en la tarea de rescate?

El Estado ¿tiene gente capacitada para tales circunstancias?

El Estado ¿Tiene los elementos necesarios para eventuales tareas de rescate?

¿Por qué el afán de las Instituciones gubernamentales blandir laureles ajenos?

¿Debo sentirme segura en caso de sufrir una desventura que amerite un despliegue MÍNIMO de ayuda?

NO.

Entonces llegué a la conclusión antes mencionada.

Gracias a las instituciones dedicadas a este aspecto por fortalecer la SOLIDARIDAD DEL PUEBLO TUCUMANO.

En nombre de toda la población tucumana, vaya el agradecimiento a estos rescatistas, que sin otro afán de salvar vidas, siempre quedan en el anonimato.

 

Estela Figueroa



Recomienda esta nota: