26/01/2011

Tucumán

En los Toboganes de La Rinconada, los niños aprenden mientras se divierten

Todas las tardes profesores y coordinadores combinan actividades recreativas y deportivas para el disfrute de los más pequeños.

La tarde es el momento del día más esperado por los niños que asisten a los talleres de verano que se dictan en los toboganes de la Rinconada, donde los esperan innumerables propuestas para que se diviertan mientras participan de diferentes clases.

Pintamos con crayones, con pinceles, jugamos al voley y jugamos al fútbol, pero lo que más me gusta es la pileta”. Así cuenta Roque, un chico de 9 años, su experiencia sobre los talleres de verano Jugamos y Aprendemos.

En el proyecto del Hogar Agrícola San Agustín, que cuenta con el apoyo de la Dirección de Niñez, Adolescencia y Familia, participan 30 niños y adolescentes de 6 a 14 años del Hogar, junto a los talleristas y las madres que acompañan a sus chicos.

Las tardes empiezan con propuestas de música, deporte, teatro y dibujo. Pero el momento más esperado por los chicos son las clases de natación en las que se realizan prácticas de este deporte, y también juegan en los toboganes acuáticos.

Los profesores y coordinadores destacan la importancia de continuar con los talleres durante las vacaciones y la posibilidad de integrar actividades recreativas y deportivas, para que los chicos disfruten de sus tardes de verano, se encuentren con sus amigos y compañeros.
 

 



Recomienda esta nota: