19/12/2013

Tucumán

UNT: "Repudiamos la provocación policial y alentamos a defender la Democracia"

La Universidad Nacional de Tucumán celebró los 30 años de Democracia Argentina compartiendo una serie de reflexiones sobre estas tres décadas y el presente social.

El rector Juan Alberto Cerisola presentó a los consejeros un escrito sobre la conmemoración de los 30 años del retorno de la democracia y los recientes sucesos vividos en la provincia. “Los universitarios reafirmamos nuestro compromiso democrático”, se titula el texto que también llevaba la firma de la vicerrectora Alicia Bardón y que fue aprobado por unanimidad como resolución del cuerpo colegiado:

 

 "El pasado 10 de diciembre, se conmemoraron los primeros 30 años de Democracia en Argentina, en lo que se presenta como el periodo de ininterrupción democrática más sostenido en el tiempo en la historia de nuestro país. En un hecho sin precedentes, durante tres décadas fue el voto popular el que definió quiénes serán sus representantes.

 
Este trigésimo aniversario de la recuperación democrática, coincidente con el año del inicio de la conmemoración del Centenario de la Universidad Nacional de Tucumán, se presenta como un momento propicio para repensar estas tres décadas reflexionando sobre qué es la democracia, cuáles son sus alcances, los logros conseguidos y los desafío a afrontar.
 
Nuestra Universidad ha ocupado un rol protagónico en la lucha por los Derechos Humanos, por el reconocimiento de las diversidades, por el derecho a la libertad de expresión, y por su permanente expresión a favor de los procesos políticos de profundización de las democracias en Latinoamérica y de emancipación de los pueblos.
 
Tenemos la posibilidad de mirar estos treinta años como un proceso que fue cuestionando las continuidades de la dictadura y fue creciendo en conquistas sociales, en la recuperación de la vida institucional, manifestación popular, ampliación de derechos, y  libertad de expresión.
 
Podemos pensar en estos 30 años como un aprendizaje comunitario que ha vinculado el Estado a la sociedad en una relación que hoy permite garantizar un proceso de inclusión social, económica, cultural y política, a partir de las condiciones que generan una sociedad y un Estado comprometidos con garantizar la democracia como un espacio de resolución de conflictos y confrontación política, en libertad y con responsabilidad social.
 
Es por ello que sentimos la obligación de condenar cualquier intento de volver a sumir a la provincia o al país, en situaciones de zozobra y desequilibrio institucional por la acción de grupos o individuos que no aceptan dirimir sus conflictos por las vías republicanas.
 
Repudiamos la provocación policial que pretendió durante 48 horas, poner en jaque a las instituciones democráticas y socavar la confianza de los ciudadanos en el propio sistema democrático.
 
Frente a este ataque a la sociedad toda, alentamos a la ciudadanía y la comunidad universitaria en particular, a defender de modo permanente la pluralidad y el diálogo democrático, con la convicción de que es necesario robustecer la democracia para lograr sociedades más justas, libres y soberanas."


Recomienda esta nota: