13/05/2016

Tucumán

Juntan firmas para exigir la liberación de Belén

Lanzaron una campaña pidiendo por la libertad y la anulación de la condena de la joven que está detenida tras sufrir un aborto en el hospital Avellaneda.
Ampliar (1 fotos)

Diversas organizaciones sociales y de derechos humanos exigen la liberación de Belén.

Belén -llamada así para proteger su identidad- es una joven de 27 años que está privada de su libertad desde hace más de dos años, tras sufrir un aborto espontáneo en el Hospital Avellaneda de San Miguel de Tucumán. La mujer fue a hacerse atender por fuertes dolores estomacales, sin saber que estaba embarazada (tal como figura en su historia clínica).


Desde las redes sociales con el hashtag #LibertadParaBelen llevan adelante una campaña para difundir el caso y juntar firmas para exigir la inmediata libertad de la joven y la anulación de la condena.


El 21 de abril de este año la Justicia tucumana condenó a Belén a ocho años de prisión por el delito de “homicidio doblemente agravado por el vínculo y alevosía”. Se la condenó por “dar a luz” un feto con vida, que murió por un traumatismo encéfalo craneano en un baño. Pero en la imputación se encuentran diversas contradicciones: se consigna que la jefa de parteras encontró un feto a las 3 de la madrugada, pero Belén llegó a la guardia del Hospital Avellaneda, con dolores abdominales, a las 3.50. En la historia clínica el médico Jorge Molina anotó que había tenido un “aborto espontáneo incompleto sin complicaciones”. Y después, cuando declaró en la causa se desdijo y afirmó que le había encontrado un “cordón umbilical desgarrado”, dato que no figura en la historia clínica.


Además, otra de las contradicciones es que no se consigna en qué baño supuestamente fue hallado ese feto, “rescatado de un cañería”, que inmediatamente se nombró como hijo de Belén, sin ninguna prueba de ADN. En tanto, en la autopsia se habla de un feto masculino y un feto femenino, en un informe de una sola página. Se dice que pertenece a una mujer de 35 años, y Belén tenía en ese momento 25. A lo largo de las fojas de la causa, la edad gestacional del feto va en aumento, de 22 semanas, hasta 32. Y también hay contradicciones en cuanto al tamaño del feto.


A continuación, el pronunciamiento completo que exige la liberación de Belén:

Las/os abajo firmantes queremos denunciar los atropellos por parte del sistema de salud y judicial que sufrió Belén cuando asistió hace dos años al hospital Avellaneda con un aborto espontáneo. En lugar de recibir la asistencia sanitaria que necesitaba, fue denunciada en una clara violación del secreto profesional y ejercicio de violencia obstétrica. Recibió tratos crueles y se dio intervención a la policía permitiendo que la revisen agentes durante su internación. La justicia no aseguró el debido proceso ya que le negó la libertad hasta se substanciara el juicio y la condenó a 8 años de prisión bajo la carátula "homicidio doblemente agravado por el vínculo y por alevosía" sin reunir pruebas. A Belén se le negaron todos sus derechos por la violencia institucional que pone a la mujer pobre que asiste con un aborto al hospital.
Exigimos su inmediata libertad y la anulación de la condena.


Para sumarse a la petición se deben enviar: nombre completo, profesión u organización y número de DNI a los siguientes contactos

Mail: [email protected]

Twitter: @libertadbelen1

Facebook: /LibertadParaBelen


Recomienda esta nota: