17/01/2010

Tucumán

El viudo de Silvia Roselló tiene un cargo en el Ejecutivo

El 29 de Diciembre fue nombrado personal de Gabinete del Ministerio del Interior con la más alta remuneración posible.
 

Tucumán ser vio sacudida por un hecho de sangre el pasado 13 de Diciembre. Ese día cuando regresaba a su casa una familia después de haber participado en una fiesta, fue víctima de un asalto, donde los malvivientes dispararon a quemarropa, terminando con la vida Silvia Castillo de Roselló, la madre de ese hogar.

En los días subsiguientes la comunidad apoyó a los deudos de tan terrible ataque e inclusive marcharon hacia el palacio de tribunales para reclamar justicia.

Durante el mes de diciembre Claudio Roselló, esposo de Silvia, mantuvo una reunión con el gobernador y al salir dijo haber recibido todo el apoyo del mandatario, mostrándose agradecido por ello.

Lo que no dijo en ningún momento Roselló fue, que en estos días, el propio gobernador le había ofrecido incorporarlo al Poder Ejecutivo. Fue así que el último día hábil de 2009, en el Boletín Oficial, se publicó el nombramiento del viudo, con lo cual quedó incorporado al Ministerio del Interior, con categoría 24, con la remuneración más alta posible, como personal de gabinete.

El hecho se mantuvo en silencio, y si bien es cierto no denota ninguna irregularidad a priori, es claro que de esta manera desde el Ejecutivo atemperan las críticas que podrían tener los deudos hacia la falta de políticas de seguridad en la provincia.

El caso de Roselló no es el único, ya que otros familiares de víctimas de la inseguridad, como Mary Ahumada, madre de María Fernanda Chaila, asesinada por Lucas González, o  Liliana Argañaraz, hermana de Bety Argañaraz, asesinada por las ex novicias Susana Acosta y Nelly Fernández, también consiguieron trabajo en dependencias estatales después de las terribles tragedias ocurridas.
 



Recomienda esta nota: