28/09/2016

Tucumán

Cayó un 15% la venta de ropa en el centro tucumano y preocupa a los comerciantes

Vendedores y autoridades de la Cámara de Comercio provincial confirmaron la dura caída del consumo que se registra en Tucumán.

A pesar de las distintas estrategias empleadas por los comerciantes de ropa del centro tucumano, la preocupación es cada vez más evidente, ya que las ventas siguen cayendo. Los vendedores afirman que hacen lo posible por no aumentar los precios, pero no pueden evitar que esta tendencia se revierta.


“A pesar de que no subieron los precios, se producen menos ventas”, afirmó Mauro Luna, encargado de un local comercial en 25 de mayo al 400, quien dialogó con el diario La Gaceta sobre esta situación.


Según el presidente de la Cámara de Comercio de San Miguel de Tucumán, Raúl Fioretti, las ventas de indumentaria cayeron un 15% con respecto al mismo período del año pasado. Esto preocupa a los empresarios que ya no saben cómo mantener sus negocios. 


“La gente no está comprando igual que antes, a lo loco; ahora se cuida más. Aprovechan los descuentos y las promociones, pero compran menos”, comentó Silvina Suárez, dueña de un local en la galería Maipú. 


Con respecto al precio de la ropa, los vendedores coincidieron en que no aumentó drásticamente en comparación con el verano pasado. “Acá no subió mucho. Lo poco nuevo que tengo está casi igual que el año pasado”, expresó Denisse Salgueiro, cuyo comercio se ubica en la calle 25 de mayo.

La presidenta del Centro de Educación al Consumidor (CEC), Susana Andrada aseguró que en la Argentina todo es mucho más caro que en otros países y, más, si de indumentaria hablamos. “La ropa, en general, es carísima, imposible de comprar. Históricamente es así en el país, solo que en momentos de crisis se nota más. La gente empieza a recortar gastos y compra menos”, explicó.

“El que puede se arregla con lo que tiene y el que puede más se va a Chile o a Miami, donde todo sale mucho más barato”, agregó Andrada.

Además, los comerciantes aseguraron que, por el momento, no creen que los precios aumenten y menos si la situación económica continúa inestable. “Nos acostumbramos a un aumento muy notorio en la ropa de invierno. No creo que vuelvan a subir”, afirmó Guillermo Méndez, encargado de un negocio de ropa de hombres de la galería Gran Vía. (La Gaceta)

Tags


Recomienda esta nota: