25/01/2017

Tucumán

Tucumán recuerda a José Luis Cabezas a 20 años de su asesinato

La Asociación de Reporteros Gráficos descubrirá una placa en su memoria, en la Plaza de los Decididos.

La Asociación de Reporteros Gráficos de la República Argentina (ARGRA), junto al municipio capitalino, recordarán este miércoles, en Tucumán, a José Luis Cabezas, el fotógrafo de la revista Noticias asesinado el 25 de enero de 1997 en Pinamar.

 

“Se cumplen 20 años del atentado a la libertad de expresión más siniestro que tuvimos desde el retorno de la Democracia. No nos olvidamos de cabezas y manteniendo viva su memoria no permitiremos esto vuelva a pasar. Hay toda una generación de argentinos que llegó después del Caso Cabezas y tiene que saber qué ocurrió aquí”, comentó el reportero gráfico Jorge Olmos Sgrosso, asociado de ARGRA en Tucumán.

 

El acto se realizará a las 10, en la Plaza de los Decididos, ubicada entre el Hospital de Niños y la Plaza San Martín. Allí, en la calle Chacabuco al 700, a unos metros del pasaje Hungría, se descubrirá una placa en memoria del fotógrafo, con la leyenda: “Es monstruoso que el dedo sobre el gatillo sea la respuesta al dedo sobre el obturador. Qué abominable salvajismo”, del francés Henri Cartier-Bresson, considerado por muchos padre del fotoperiodismo.

 

En el lugar también se plantará un lapacho amarillo y hablarán a los presentes el intendente, Germán Alfaro, y Olmos Sgrosso, en representación de ARGRA.“Será un espacio para enaltecer la memoria de Cabezas y para que nos permita reflexionar sobre lo sucedido”, comentó Olmos Sgrosso.

 

Vale recordar que José Luis Cabezas fue asesinado el 25 de enero de 1997 en Pinamar, cuando cubría la temporada de verano para la revista Noticias y su cadáver calcinado fue hallado dentro de su auto, con las manos esposadas a la espalda y dos tiros en la cabeza.

 

El fotógrafo murió después de tomar para esa revista las primeras fotos hechas públicas del empresario Alfredo Yabrán, en el marco de una investigación periodística sobre su presunta implicación en casos de corrupción política.

 

Yabrán luego fue investigado como autor intelectual del crimen pero se suicidó el 20 de mayo de 1998, sin llegar a juicio.

 

El asesinato de Cabezas se convirtió en el peor atentado contra la libertad de expresión en democracia y tuvo amplia repercusión en el país y en el exterior.




Recomienda esta nota: