04/04/2017

Tucumán

La pérdida de los tabacaleros es de $50 millones y recibirán ayuda extraordinaria de Nación

“Tenemos registrados 1300 productores con daños sufridos y estimamos entre un millón trescientos y un millón quinientos mil kilos de tabaco perdido”, detalló Luis Fernández.

El ministro de Desarrollo Productivo, Juan Luis Fernández, explicó este martes qué medidas se tomarán para enfrentar los daños sufridos por el sector productivo a causa de las intensas lluvias que azotan a la provincia, en especial el sector tabacalero.

El funcionario indicó que una delegación provincial gestionó este martes ante el Ministerio de Agroindustria de la Nación el pago de los montos atrasados del Fondo Especial de Tabaco y de una ayuda extraordinaria. Además, recordó la importancia de la declaración de emergencia hídrica que realizó el Gobierno la semana pasada.

Si bien la evaluación de daños es aun estimativa debido a que es necesario que bajen las aguas para poder llegar a los distintos lugares y analizar los daños, Fernández presumió que las pérdidas del sector tabacalero pueden llegar a los 50 millones de pesos y observó que los cultivos de estación, como la soja o el maíz, también sufrieron daños aunque menores, por inundaciones de campos y arrastre de material a causa del agua. A esto se agregan los problemas en los pisos y daños a caminos rurales.

“En el sur de la provincia, que ha sido la zona más afectada, hubo efectos sobre los cultivos en mayor o menor medida. Ha habido pérdidas importantes de tabaco cosechado en galpones; ya tenemos registrados alrededor de 1300 productores con daños sufridos y estimamos entre un millón trescientos y un millón quinientos mil kilos de tabaco perdido, lo que significa entre 45 y 50 millones de pesos”, explicó Fernández. Agregó que, por otro lado, habrá una pérdida asociada a la calidad, ya que si bien hay tabaco que puede no haberse mojado, las condiciones de humedad durante tantos días lo dañan y va a tener un menor precio.

Indicó que para hacer frente a la situación, el presidente subrogante de la Legislatura, Julio Silman, encabeza una delegación de tabacaleros junto con el secretario de Desarrollo Productivo, Álvaro Simón Padrós, que este martes está ante el ministerio de agroindustria de la Nación para poner al día los atrasos que presenta el Fondo Especial de Tabaco para situaciones normales y solicitar una ayuda extraordinaria para el sector tabacalero. “Entendemos que esto está perfectamente justificado. Todos hemos visto las imágenes, son realmente dramáticas y creemos que a partir de aquí todo debe orientarse a ayudar al sector en emergencia”, agregó Fernández.

"Creo que las especulaciones políticas en estos momentos no caben. El Estado provincial tiene  más de mil personas afectadas a la contención de la gente, y es la misma fuerza que después hay que poner en el días después. Cuando el agua baje, la gente vuelva a sus hogares y la inundación ya no sea noticia será cuando haya que acompañar más a la gente”, dijo.

La semana pasada, el Poder Ejecutivo de la provincia ha decretado la emergencia hídrica en lo que respecta al sector agropecuario y esa medida fue transformada en ley por la Legislatura. Fernández explicó al respecto: “Esto implica que, a medida que los productores vayan haciendo las denuncias acerca de los daños que han sufrido y esos daños puedan corroborarse, van a ir entrando en dos categorías que considera la ley: desastre agropecuario, cuando la pérdida es superior al 80%, y emergencia agropecuaria. En el caso de desastre habrá condonación de impuestos y demás, y en caso de emergencia postergación de impuestos provinciales y acciones contra los productores”.

El ministro de la Producción explicó que la situación climática que se vive la provincia y el país es inusual, ya que “el dique Escaba ha recibido agua del orden de los 770 metros cúbicos por segundo. El embalse se estuvo manejando adecuadamente, de manera que se pudo aguantar un tiempo, pero después hubo que abrir las compuertas porque se pone en riesgo estructural el dique y estuvo erogando 600 a 700 metros cúbicos segundos. Con una erogación de 300 metros cúbicos por segundo ya estamos en condiciones de inundación; hemos estado erogando el doble. Estas han sido situaciones realmente excepcionales de lluvia en toda la cuenca sur”.




Recomienda esta nota: