13/04/2017

Tucumán

Declaraciones

Zecca consideró que tras las inundaciones se deberían "dejar las diferencias de lado"

Su atención se centró sobre el ambiente político, por los cruces protagonizados por los dirigentes provinciales y nacionales
Zecca consideró que tras las inundaciones se deberían dejar las diferencias de lado | El Diario 24 Ampliar (1 fotos)

El Arzobispo consideró que es momento de "unirse"

El arzobispo de Tucumán, monseñor Alfredo Zecca, hizo ayer un llamado a “dejar las diferencias de lado” para trabajar a favor de la gente afectada en el contexto del desastre por las inundaciones en el sur de la provincia. Las declaraciones del titular de la Iglesia Católica se dieron durante una conferencia por el plan de acción de Solidarios en Red, Cáritas Arquidiocesana y Un Mundo Diferente.

Zecca consignó que muchos tucumanos están sufriendo “calamidades previsibles” a raíz del cambio climático. Aunque consideró que ese no es el único origen del desastre: “es obvio que esto es fruto de obras de infraestructura que faltan desde hace muchos años. Yo no estaba en Tucumán, pero parece que, según lo que vi en los medios, la última obra grande se hizo en los años 60. Sin dudas, es momento de hacer obras de infraestructura”.

“A esta solidaridad tan espontánea que tenemos hay que conservarla en el tiempo y en la organización. Somos generosos hasta el extremo, en la coyuntura salimos inmediatamente a ayudar”, aseguró con satisfacción. Inmediatamente, añadió: “después por ahí donde fallamos es en la coordinación, en la perseverancia o comenzamos a querer tener un protagonismo que está fuera de lugar en este momento”. Consideró que el foco debe estar puesto en los problemas.

Opinó que, como los trabajos de ese tipo tardan en concretarse, es clave que factores de la sociedad se organicen para actuar ante posibles situaciones similares en el futuro. “Es muy importante la organización. (Debería haber) una red que realmente funcione en situaciones de emergencia”, aseveró. Consignó que debería estar conformada tanto por el Estado como por organizaciones de la sociedad civil.

Al ser consultado sobre la visita del Presidente, Mauricio Macri, la calificó como “positiva”. También celebró que el mandatario nacional se haya reunido con representantes de la comunidad de La Madrid. Se refirió a las declaraciones del obispo de Concepción, monseñor José María Rossi, que participó del encuentro con el jefe de Estado el lunes pasado en Monteagudo y que convocó a no buscar responsables de las inundaciones en este momento.

“Está bien lo que dijo, hay que mantenerse en la emergencia. No es momento de echarse culpas, no podemos empezar a pelearnos”, expresó el arzobispo de Tucumán durante la conferencia.

Por otra parte, Zecca se mostró alarmado por la incidencia de la droga en los crímenes que se registran en la provincia. “Es como si tuviéramos una civilización enloquecida que ha perdido el rumbo, los límites. Los que ganan son los narcotraficantes, los que pierden son los pobres que consumen. El tema de la droga, lamentablemente, deja tanta plata que es posible corromper. Es tanto lo que deja que es posible corromper cualquier cosa y seguir ganando. Y al pobre lo tienen prisionero”, lamentó. Afirmó que no hay “ninguna duda” de que existen complicidades de la política con el narcotráfico aquí y en todos los países.

Las organizaciones Solidarios en Red, Cáritas Arquidiocesana y Un Mundo Diferente, que están trabajando en el sur, convocaron voluntarios para diferentes tareas de ayuda a quienes sufrieron las inundaciones. Por un lado, para el acondicionamiento de donaciones (clasificación y entrega) y para el otro, para la limpieza de las casas que quedaron cubiertas de barro. Para este último caso, requieren de palas, guantes, botas, baldes, carretillas, grupos electrógenos y bombas hidráulicas. Los interesados pueden acercarse hoy, mañana y pasado a los salones de la Catedral (24 de Septiembre y Congreso), de 7.30 a 18.00.

Ayer, el Ministerio de Desarrollo Social de la Provincia finalizó el relevamiento de las familias que requieren ayuda y comenzó la entrega de artefactos para sus viviendas. El ministro, Gabriel Yedlin, indicó que se relevaron 990 familias. “Seguimos asistiendo a los vecinos de La Madrid. Se terminó el censo, está volviendo la luz a gran parte del pueblo, ya volvió a entrar el colectivo y empezamos a entregar elementos para que la gente pueda dormir segura”, detalló.



Recomienda esta nota: