15/04/2017

Tucumán

El Tribunal de Cuentas detectó facturas apócrifas en el Ipacym

El Tribunal de Cuentas abrió un sumario por $820.000 sin rendir. El ente de contralor había pedido informes al ex subinterventor Pirlo, que renunció en octubre tras diversas observaciones.
El Tribunal de Cuentas detectó facturas apócrifas en el Ipacym | El Diario 24 Ampliar (1 fotos)

El interventor del Ipacym Regino Racedo y el ex sub interventor CPN Rafael Pirlo.

El Tribunal de Cuentas (TC) detectó posibles irregularidades en el Instituto Provincial de Acción Cooperativa y Mutual (Ipacym) por supuestas facturas “truchas” a nombre de cuatro empresas. Por ello resolvió que se inicie un nuevo sumario de cuentas en la repartición para confirmar o descartar si hubo anomalías.

Como ocurrió en expedientes anteriores, el organismo de encargado de controlar los gastos de la administración pública mencionó al ex subinterventor de la repartición, Rafael Pirlo. El contador renunció en octubre pasado debido a la omisión en el envío de documentación respaldatoria por erogaciones correspondientes a julio y agosto de 2014.

El ente de control, a través del acuerdo 1.237, dictado el lunes, resolvió que se inicie un sumario de cuentas en esa repartición por la falta de regularización de comprobantes por unos $ 820.000.

Lo que llamó la atención de los contadores fiscales no fue precisamente el saldo pendiente. Cuando el TC procedió a constatar la autenticidad de las facturas presentadas en las rendiciones, detectó que en muchos casos esas documentaciones eran “apócrifas y desconocidas por los proveedores”.

Entre las empresas a las que se les habría falseado la confección de facturas, figuran “Tu Librería”, “Transportes Chávez”, “Transportes Adela” y “Transportes El Nene”. Resta confirmar además la situación de la firma “Tu Café”, consignó La Gaceta.

Los datos surgen del acuerdo 1.237, que lleva las firmas del presidente del TC, Miguel Terraf, y de los vocales Marcelo Vidal y Sergio Díaz Ricci. Según ese instrumento, tramitado dentro del expediente 611-270-RCD-16, a mediados de 2016 -cuando Pirlo aún era subinterventor del Ipacym-, se lo conminó para que en el término de 48 horas de notificado procediera a regularizar una serie de rendiciones de erogaciones por $ 992.000.

Juan Pezza, el delegado fiscal que intervino, analizó la documentación aportada y dictaminó que correspondía la aprobación de gastos por $ 172.000. Así, quedó un saldo de $ 820.000. La situación se agravó tras las visitas a los proveedores, ya que se confirmó que había facturas apócrifas aportadas por el Ipacym. Así, se dispuso el sumario de cuentas, que quedó a cargo del abogado fiscal Patricio Baladrini.

Pirlo debió afrontar sus primeros trámites administrativos ante el TC por los procedimientos a su cargo cuando era jefe contable del Sistema Administrativo Financiero (SAF) del Ipacym, en 2014, durante la gestión del ahora concejal alperovichista David Mizrahi. Al año siguiente, con la asunción del ex legislador peronista Regino Racedo como interventor de la repartición, Pirlo fue ascendido a subinterventor. En 2016, luego de una serie de reveses administrativos desde el TC, el contador presentó la renuncia. Fue reemplazado por José Terraf, ex candidato a legislador por el Frente Solidario Laborista y sobrino del titular del Tribunal de Cuentas.

En septiembre de 2016, el ente de control había dispuesto un cargo fiscal de $ 614.000 en contra de Pirlo, tras un juicio de cuentas concretado por la falta de regularización de comprobantes entre julio y agosto de 2014 (acuerdo 2.993 de 2016).

El ex subinterventor también estuvo en la mira por otros procesos administrativos. El 11 de agosto de 2016, a través del acuerdo 2.613, el Tribunal de Cuentas le inició un juicio de cuentas por la falta de regularización de comprobantes de erogaciones por $ 14.882. El 8 de septiembre siguiente, mediante acuerdo 2.998, se inició un proceso administrativo de idéntico tenor por no haber logrado rendir cuentas por un total de $ 96.000.



Recomienda esta nota: