21/04/2017

Tucumán

Uber busca llevar su servicio a las provincias con la ayuda de Facundo Garretón

La iniciativa del servicio que aprovecha las funciones de geolocalización, conectividad y GPS del teléfono móvil genera alerta en los taxistas locales.

Uber, la aplicación móvil que une a conductores particulares con pasajeros que requieren de un viaje en un vehículo, pelea por su lugar legal en la Ciudad de Buenos Aires desde hace un año. Ahora, busca expandirse.

En los últimos días los responsables de Uber en Argentina comunicaron su voluntad de llevar el servicio que aprovecha las funciones de geolocalización, conectividad y GPS del teléfono móvil, a las provincias.

Pese a la resistencia que el gobierno de Cambiemos viene dando en CABA, uno de los que facilitaría la federalización del servicio es el diputado Facundo Garretón, uno de los “funcionarios nacionales alineados con la tecnología, con la modernidad”, de acuerdo a La Nación. 

Según informó el matutino nacional, el político tucumano fue sondeado por los empresarios para que realice las gestiones necesarias. Algo que puso en alerta Guillermo Dietrich, Ministro de Transporte de la Nación. 

Desde hace unos meses en Tucumán funciona la aplicación TaxiAr. Ésta permite pedir un taxi, ver a qué distancia está, en cuánto tiempo llega, quién es su chofer y qué modelo de auto es. Además, se aseguran que todos los coches están en buen estado, cuentan con aire acondicionado y buena higiene. Este servicio es similar al que ofrece la multinacional Uber pero con el aval de las normativas municipales para el transporte de pasajeros en San Miguel de Tucumán.

Cuando Uber llegó al país, Carlos Pizarro, titular del Sindicato de Peones de Taxis, opinó: “el taxi es un transporte público regulado y controlado por el Estado. En cambio esta nueva forma de contactar es un fraude a nuestra actividad, es insegura, carece de regulación y de controles”. (El Tucumano)



Recomienda esta nota: