11/10/2017

Tucumán

Amado respondió a las críticas: "Tucumán es la única provincia que invierte en seguridad”

Legisladores de la oposición acusaron al Ejecutivo de no tener interés en resolver la crisis en materia de seguridad.
Tucumán es la única provincia que invierte en seguridad”
Miércoles 11 de Octubre de 2017
--
Regino Amado, ministro de Gobierno, Seguridad y Justicia/Foto de archivo. Ampliar
 
El ministro de Seguridad Regino Amado se defendió de las críticas de varios legisladores de la oposición y les pidió colaborar para que el Gobierno Nacional empiece a enviar fondos. Los parlamentarios habían acusado al Ejecutivo de no tener interés en resolver la crisis en materia de seguridad.
El ministro de Gobierno, Seguridad y Justicia de la provincia, Regino Amado, presentó este miércoles en la Legislatura provincial, junto al ministro de Desarrollo Social, Gabriel Yedlin, el tercer informe cuatrimestral en el marco de la Ley de Emergencia en Seguridad, Adicciones e Infraestructura Carcelaria sancionada por ese cuerpo en 2016. En este contexto, respondió a las críticas de varios legisladores de la oposición que denunciaron que el Ejecutivo dejó caducar la ley 8.931 por falta de interés en resolver el estado de crisis que atraviesa la provincia.
“Tucumán es la única provincia que está haciendo frente a las necesidades que tiene en materia de equipamiento y herramientas para poder pelear contra la inseguridad. Estamos esperanzados de que los legisladores de la oposición que hablan tanto puedan hacer algo por la provincia. Ya que tienen buena relación con el presidente –Mauricio Macri-, que le pidan que salgan los expedientes que tenemos presentados, que son justamente para equipamiento en seguridad”, disparó.
La polémica surgió a raíz de que la ley 8.931 cumplió el pasado fin de semana un año de su publicación en el Boletín Oficial sin ser renovada -algo que contemplaba el texto sancionado-, por lo que perdió vigencia automáticamente. Los legisladores José María Canelada y su correligionaria, Adela Estofán de Terraf, quienes fueron los que alertaron a sus pares de esta situación, consideraron el vencimiento de la norma como “una muestra de desinterés”. “Estamos en un marco político y jurídico tan delicado como es una emergencia, y que de pronto quienes tienen la responsabilidad de conducir la Legislatura y el Poder Ejecutivo se les pase por alto (prorrogar la ley), creo que es todo un síntoma”, había señalado Canelada.
En respuesta a estas declaraciones, Amado recordó que el Gobierno Nacional -al que son afines Canelada y compañía- había anunciado en los últimos meses, como parte de la Emergencia en Seguridad que rige en el país, un fondo de $800 millones para la compra de equipamiento para todas las provincias, pero que Tucumán no recibió ninguna partida de ese presupuesto. “Presentamos miles de expedientes pero no llegó nada a la provincia. Por eso le pedimos que se pongan a la par de nosotros. La inseguridad no tiene bandería políticas, tienen hombres que trabajan y consiguen cosas, y otros que no. Les pido que consigamos las cosas que a Tucumán les hace falta”, remarcó.
Y añadió: “bien asumimos le pedimos a Germán Garavano -ministro de Justicia de la Nación- que nos hace falta una nueva cárcel, por la densidad poblacional que tenemos y por los detenidos federales que no cuentan con una cárcel en nuestra provincia. Nos dijeron que no. Se la dieron a Jujuy, a Córdoba y a Santa Fe. Además, se le entregó $500 millones para el sistema penitenciario de Buenos Aires. Hagan su lectura”.
Por último, Amado criticó el reparto de los fondos que realiza el Gobierno Nacional y acusó al presidente de discriminar a las provincias que no son afines a Cambiemos. “La Nación es federal únicamente con los tarifazos. Es lo único que fue igual para todas las provincias. Aumentó la luz, el gas, el agua y los alimentos para todos. Parece que el presidente es federal sólo para aumentar las tarifas”, sentenció.

El ministro de Gobierno, Seguridad y Justicia de la provincia, Regino Amado, presentó este miércoles en la Legislatura provincial, junto al ministro de Desarrollo Social, Gabriel Yedlin, el tercer informe cuatrimestral en el marco de la Ley de Emergencia en Seguridad, Adicciones e Infraestructura Carcelaria sancionada por ese cuerpo en 2016.

En este contexto, respondió a las críticas de varios legisladores de la oposición que denunciaron que el Ejecutivo dejó caducar la ley 8.931 por falta de interés en resolver el estado de crisis que atraviesa la provincia.

Tucumán es la única provincia que está haciendo frente a las necesidades que tiene en materia de equipamiento y herramientas para poder pelear contra la inseguridad. Estamos esperanzados de que los legisladores de la oposición que hablan tanto puedan hacer algo por la provincia. Ya que tienen buena relación con el presidente, que le pidan que salgan los expedientes que tenemos presentados, que son justamente para equipamiento en seguridad”, disparó.

La polémica surgió a raíz de que la ley 8.931 cumplió el pasado fin de semana un año de su publicación en el Boletín Oficial sin ser renovada, algo que contemplaba el texto sancionado, por lo que perdió vigencia automáticamente. Los legisladores José María Canelada y su correligionaria, Adela Estofán de Terraf, quienes fueron los que alertaron a sus pares de esta situación, consideraron el vencimiento de la norma como “una muestra de desinterés”.

“Estamos en un marco político y jurídico tan delicado como es una emergencia, y que de pronto quienes tienen la responsabilidad de conducir la Legislatura y el Poder Ejecutivo se les pase por alto (prorrogar la ley), creo que es todo un síntoma”, había señalado Canelada.

En respuesta a estas declaraciones, Amado recordó que el Gobierno Nacional -al que son afines Canelada y compañía- había anunciado en los últimos meses, como parte de la Emergencia en Seguridad que rige en el país, un fondo de $800 millones para la compra de equipamiento para todas las provincias, pero que Tucumán no recibió ninguna partida de ese presupuesto.

“Presentamos miles de expedientes pero no llegó nada a la provincia. Por eso le pedimos que se pongan a la par de nosotros. La inseguridad no tiene bandería políticas, tienen hombres que trabajan y consiguen cosas, y otros que no. Les pido que consigamos las cosas que a Tucumán les hace falta”, remarcó.

Y añadió: “bien asumimos le pedimos a Germán Garavano -ministro de Justicia de la Nación- que nos hace falta una nueva cárcel, por la densidad poblacional que tenemos y por los detenidos federales que no cuentan con una cárcel en nuestra provincia. Nos dijeron que no. Se la dieron a Jujuy, a Córdoba y a Santa Fe. Además, se le entregó $500 millones para el sistema penitenciario de Buenos Aires. Hagan su lectura”.

Por último, Amado criticó el reparto de los fondos que realiza el Gobierno Nacional y acusó al presidente de discriminar a las provincias que no son afines a Cambiemos. “La Nación es federal únicamente con los tarifazos. Es lo único que fue igual para todas las provincias. Aumentó la luz, el gas, el agua y los alimentos para todos. Parece que el presidente es federal sólo para aumentar las tarifas”, sentenció.



Recomienda esta nota: